Drogas al volante y conductor ebrio a la fuga, a lo que se enfrenta a diario la Policía Local

La Policía Local de Marchena interceptó a un conductor que fumaba drogas mientras conducía, y pidió a los agentes que no le multaran porque necesita el coche para trabajar

08 nov 2021 / 08:08 h - Actualizado: 08 nov 2021 / 08:09 h.
"Sucesos"
  • Drogas al volante y conductor ebrio a la fuga, a lo que se enfrenta a diario la Policía Local

TAGS:

La Policía Local de Marchena ha denunciado a un joven que fue captado en un control consumiendo drogas al volante junto a otros tres que iban con él en el coche, y que pidió a los agentes que no le sancionaran porque necesita el vehículo para trabajar.

En sus redes sociales oficiales, la Policía ha informado de que se encontraban realizando un control rutinario durante la noche cuando fue interceptado un vehículo ocupado por cuatro jóvenes, y ya en ese momento los cuatro llevaban drogas tóxicas encima (cannabis y hachís), y dos de ellos iban consumiendo porros, de modo que aunque el conductor no fuese fumando iría aspirando el humo en el interior del coche.

En ese momento, se informó al conductor de que iba a ser sometido a la prueba de drogas, para señalar, sin esperar al resultado: “Agente, no, por favor, que necesito el coche para trabajar. No me haga la prueba, yo consumo drogas todos los días”.

Lógicamente, el policía en cuestión, echando mano de toda la paciencia posible y experiencia en su trabajo, le dijo: “Caballero, eso debe usted pensarlo antes de conducir y poner en peligro al resto de usuarios de la vía con su comportamiento, no cuando lo para un Policía”.

Los porros en cuestión, de los que se desconoce el precio que pagó el conductor en cuestión, le salió bastante caro, ya que le costó 1.000 euros de denuncia, seis puntos menos del permiso de conducir, y vehículo inmovilizado hasta que otra persona pueda hacerse cargo del mismo o el conductor arroje un resultado negativo en la prueba de drogas.

También fueron denunciados por tenencia y consumo de drogas tóxicas en la vía pública los cuatro ocupantes del coche, interviniendo las sustancias para su remisión al área de sanidad de Subdelegación del Gobierno en Sevilla.

Ebrio a la fuga

Además de esta actuación, agentes de Policía Local se encontraban realizando un control de alcoholemia en una céntrica calle de la localidad cuando dieron el alto a un vehículo, tras comprobar que su conductor presentaba síntomas evidentes de encontrarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas, por lo que los agentes comenzaron a informarle respecto a la prueba de alcohol en aire espirado.

Una vez indicado a esta persona que debía estacionar el vehículo y parar el motor, éste, sin atender las órdenes de los agentes, aceleró bruscamente y emprendió la huida a gran velocidad, dándose a la fuga por una de las calles más importantes del municipio.

Obviamente, la intervención policial finalizó con la plena identificación del conductor y del pasajero del vehículo, y además se han instruido diligencias por la presunta comisión de tres delitos contra la seguridad vial, por negativa a someterse a las pruebas, influencia de bebidas alcohólicas en la conducción y conducción temeraria.

Por la comisión de estos hechos, el conductor se expone a penas de prisión de hasta dos años, además de penas de multa y/o trabajos en beneficio de la comunidad.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla