viernes, 22 noviembre 2019
14:40
, última actualización

Consejos para que las prisas del Black Friday no te pongan negro

Se acerca la fecha esperada y muchos pierden la cabeza por dar con los mejores chollos y a veces, algunas advertencias quedan eclipsadas por los descuentos

08 nov 2019 / 08:00 h - Actualizado: 08 nov 2019 / 08:00 h.
  • Consejos para que las prisas del Black Friday no te pongan negro

Los andaluces son los que más artículos de decoración compran durante el Black Friday, según la previsión de Milanuncios. Como muchas tradiciones, los Viernes Negros comenzaron a surgir en Estados Unidos y terminaron por exportarse a otras zonas del mundo entre las que no se echa de menos a Andalucía.

Especialmente desde el año 2012, cuando el Gobierno español dio autorización a los comercios para hacer rebajas más de dos veces al año, como estaba entonces regulado, este fenómeno de rebajas fugaces se disparó. Ahora, los artículos tecnológicos son los grandes ganadores de entre los productos más vendidos en España durante este día, y no dejan por ello de ser uno de los principales objetivos también en el sur.

Y la Asociación Española de la Economía Digital espera un nuevo récord, que posiblemente supere las 1.600 millones de compras por Internet. Sin embargo, otras posibles ventajas (y desventajas) del viernes negro quedan muchas veces eclipsadas por los fugaces descuentos.

Fíjate en la variación de los precios

En ocasiones, la ilusión nos ciega e impide ver que rebaja, lo que se dice gran rebaja, no es que abunde. Según un estudio realizado por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) a raíz de las previsiones ante el Black Friday del último año, durante la semana previa al día clave, más del 70 por ciento de los productos analizados (principalmente electrodomésticos) no sufrieron una bajada de precios.

También es frecuente que, unas semanas antes suban los precios para que la rebaja parezca aun mayor al llegar el viernes. En algunos casos, tal vez sea mejor esperar al Cyber Monday, que tiene lugar el lunes siguiente al viernes negro y en el que las empresas también aplican grandes descuentos, especialmente por Internet, y no dejar así que las prisas decidan por nosotros.

Atención a los precios fantásticos: pueden acabar siendo tan sólo fantasía

Aunque la mayoría de las compras se realizan por Internet, cabe recordar que algunas ofertas sólo están disponibles en las tiendas físicas. Y no es lo único a tener en cuenta. Hace falta alertar los cinco sentidos para prevenirnos de caer en la trampa de las webs falsas, que en ocasiones buscan captar nuestros datos personales y de las que podemos percatarnos si notamos que piden demasiada información personal para poder comprar o bien si muestran ofertas sorprendentes que no están en ningún otro portal. Muchas veces, ni el Black Friday justifica que haya precios tan irrisoriamente bajos que parezcan obra divina. En algunos casos, es mejor desconfiar.

Cuidado con los precios trampa en las tarifas móviles

Para muchos expertos del comparador de tarifas Roams, los servicios de telefonía e Internet son otro asunto peliagudo del que mejor cuidarnos las espaldas. Alerta roja, sobre todo, con las condiciones de permanencia obligatoria: las prisas por encontrar las mejores ofertas en tiempo limitado pueden hacernos olvidar que podríamos no estar leyendo con atención la letra pequeña. Ocurre igual con las ofertas de datos móviles extra: no siempre resulta efectivo comprar un bono de 10 GB y sólo tenemos un mes para consumirlo.

Y, sobre todo, «hay veces que detrás de los grandes titulares de ofertas no hay rebajas como tal. A veces las compañías aplican los porcentajes de ahorro sobre tarifas incrementadas», asegura Rodrigo San Martín, experto en Telefonía y Tarifas de Roams. Especialmente, advierten de los precios trampa, que no escapan de la jugada de incrementarse un mes antes de esta fecha para luego aplicar descuento.

Que el sentido común nos acompañe de compras

No sólo parece una obviedad. Sin duda lo es. Pero el principal contratiempo del Black Friday sale a la luz cuando éste ya ha pasado: muchos de los productos que compramos son revendidos a los pocos días.

En ocasiones, para sacar rédito a la inversión, aunque el consumismo crece y los productos que realmente no necesitamos pero decidimos tener, también. Los andaluces consultados por Milanuncios prevén gastar unos 352 euros en productos, de los cuales muchos serán puestos en venta poco después de dejarlos coger polvo en el baúl de los recuerdos. Siempre es preferible disfrutar de este día con la cabeza en su sitio y el dinero justo en el bolsillo.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016