jueves, 05 diciembre 2019
22:13
, última actualización

«El éxito de la Semana Santa es que hemos perdido el miedo»

El director del Cecop, Rafael Pérez, hace balance de las medidas de seguridad impulsadas por el Ayuntamiento para esta Semana Santa

05 abr 2018 / 21:53 h - Actualizado: 05 abr 2018 / 22:25 h.
  • El director del Cecop del Ayuntamiento de Sevilla, Rafael Pérez, durante la entrevista en el plató del programa ‘Lo Hablamos’. / El Correo TV
    El director del Cecop del Ayuntamiento de Sevilla, Rafael Pérez, durante la entrevista en el plató del programa ‘Lo Hablamos’. / El Correo TV

Han pasado solo unos días desde que los últimos nazarenos recorrieron las calles de Sevilla en la que para muchos ha sido la Semana Santa más segura de la historia. Un conjunto de medidas con las que garantizar el normal discurrir de las cofradías de las que este miércoles hizo balance Rafael Pérez, director del Centro de Coordinación Operativa (Cecop) del Ayuntamiento de Sevilla, en la entrevista que concedió al programa Lo Hablamos de El Correo Tv. En ella aseguró que «ha sido uno de los mejores años» y que las tres administraciones implicadas en este dispositivo –Estado, Junta de Andalucía y Ayuntamiento– «han dado ejemplo de saber trabajar unidos».

Y eso que era todo un reto. «Sevilla no perdona un fallo», recalcó Pérez. Por ello se pusieron en marcha estas medidas que «no existen en ninguna otra ciudad». Entre ellas, el sistema de cámaras con el que se han visto «los flujos de personas» que ahora posibilitarán sacar conclusiones. En el caso del Martes Santo, una de las grandes novedades, los datos han indicado «que la gente se ha movido en el sentido de las agujas del reloj, tomando como referencia la Carrera Oficial», algo que no ocurrió el resto de jornadas. «Ahora queremos ver qué ocurre en Sierpes o en Arfe cuando no hay Semana Santa y comparar».

Algo que aplicarán al conjunto de la Semana Santa, en días como la Madrugá. En relación al incidente que tuvo lugar en la calle Reyes Católicos, que afectó levemente a la salida del Calvario, Pérez indicó que lo más destacado es «el cambio de mentalidad y de actitud de los ciudadanos». Así, destacó como «el gran éxito de la Semana Santa» el hecho de que «los sevillanos han perdido el miedo y aprendido a comportarse», algo que no esperaba que sucediese tan pronto. «Yo pensaba que sería necesario más tiempo, pero en solo tres meses hemos cambiado la mentalidad de la gente», advirtió.

En cuanto a los datos objetivos del suceso, Pérez informó que los hechos se produjeron en «el punto negro» que conforma el cruce de Reyes Católicos y la calle Julio César. «Hubo una serie de jóvenes que se subieron en un contenedor y empezar a gritar», relata. Lo que sí cambió fue la respuesta del público. «El año pasado la gente echó a correr y se puso a gritar. Este año, gracias a esa pedagogía, los ciudadanos rodearon a los jóvenes, los marcaron con la mano y avisaron a la Policía». Y aunque reconoce que hubo menos público esta Madrugá en las calles, no cree –«para nada», dijo– que sea como consecuencia de lo ocurrido el pasado año. «En los últimos 15 años, cuando hay condiciones meteorológicas hostiles, la densidad de población en Semana Santa siempre baja. No es nuevo».

Sobre el adelanto de la hora de cierre de algunos bares del centro, Pérez dijo «discrepar» de que, tal y como ha señalado la patronal, haya generado un descenso del 20 por ciento en la facturación. «En Semana Santa hay muchos sectores que pierden y creo que pedirle a determinados bares que cierren tres horas antes no es tanto». Sí quiso desmitificar la cifra de negocios afectados que se ha dado a conocer. «Se dijo que eran 250 pero no es real. De los 120 afectados sobre el papel, la mayoría ya no abría en la Madrugá. Por lo tanto estamos hablando de 40 o 50».

El director del Cecop reconoció «el problema» de los asentamientos de personas que se producen en el entorno de las iglesias de algunas cofradías de la Madrugá, como por ejemplo en la calle Pureza. «Cuando nos llegó la imagen de la cachimba ya estaba la calle llena, meter ahí a la Policía hubiese alterado el orden del público. Si mal estaba esa imagen peor hubiera estado la de los agentes entrando a tropel».

En cuanto al futuro de la Carrera Oficial se mostró a disposición del Consejo pero alertó de que modificarla hacia una calle donde hubiera que cambiar las licencias de los establecimientos, como por ejemplo las calles O´Donell o Tetuán, sería «un desastre». A su entender, «la Carrera Oficial es un puzzle muy engrasado que funciona de maravilla» y a la que, por tanto, solo le cabrían «algunos retoques».


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016