Hosteleros y comerciantes sevillanos ven «absurdo» el decreto energético del Gobierno

«No son lo mismo 27 grados en Bilbao que en Córdoba o Sevilla» declaran y piden «aplicarlo por comunidades»

03 ago 2022 / 04:00 h - Actualizado: 03 ago 2022 / 04:00 h.
"Ahorro","Comercio","Energía","Veladores","Verano"
  • Veladores vacíos en el Parque de Maria Luisa. / E.P.
    Veladores vacíos en el Parque de Maria Luisa. / E.P.

Diferentes hosteleros y comerciantes de Sevilla han considerado este martes "absurdo" el decreto de ahorro energético que ha aprobado el Gobierno central, con medidas como la que fija que la temperatura del aire acondicionado no podrá bajar de 27 grados, algo que han opinado debería de aplicarse por comunidades, pues "no son lo mismo 27 grados en Bilbao que en Córdoba o Sevilla".

Así lo han explicado en declaraciones a Europa Press Televisión distintos hosteleros, comerciantes y trabajadores de Sevilla capital. Uno de ellos, José Manuel, camarero en un bar, ha manifestado que el Gobierno debería fijarse en qué comunidades se "aplica" esta nueva medida. "Con las puertas abiertas, estar a 27 grados es imposible" en verano, y "si no estás a gusto" en un bar, "te vas", ha explicado, mientras el decreto incluye la obligación relativa al cierre de puertas en edificios y locales con acceso desde la calle y los cierres automáticos en los edificios y locales que se climaticen con energía renovable.

Del mismo modo ha reaccionado Pedro Manuel, encargado de una heladería, que ha explicado que no adaptar esta medida a las diferentes comunidades autónomas "es un problema 'gordo', una 'animalada'". "En Sevilla entra la gente en los establecimientos por la calor que hace", ha asegurado, y con esta medida y el calor de la calle, "los consumidores tampoco van a entrar en los establecimientos", según ha augurado.

Asimismo, Jesús Cerveró, de la Confederación Española de Comercio (CEC), en declaraciones a Europa Press, ha señalado que ve "complicado" limitar el aire acondicionado de los establecimientos a 27 grados porque "aparentemente contradice" las disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo que fija la ley, una cuestión que están analizando sus servicios jurídicos y esperan poder "aclarar".

Esta norma, ha explicado Cerveró, "establece que los locales donde de realizan trabajos ligeros, como es el caso de un dependiente o reponedor, tendrán una temperatura de entre 14 y 25 grados". Por ello, cree que el nuevo decreto "aparentemente contradice" la norma.

Otro trabajador, en este caso de un centro comercial, ha afirmado que trabajar a estas temperaturas en verano es "complicado", porque cuando "estás constantemente en movimiento te agotas antes y te cansas más". Del mismo modo, ha añadido que en los centros comerciales la temperatura es "más agradable" y esto favorece a que se "consuma más" pero si la temperatura no es "tan agradable, es más complicado".

Por último, otro comerciante ha considerado "absurdo" este nuevo decreto porque ha considerado que 27 grados "no compensan la temperatura de la calle con el negocio", de modo que si en el negocio también hace calor, "no entra la gente".


Qué hacer en verano en Sevilla y provincia Empleo en Sevilla Más seguros Edictos