domingo, 29 marzo 2020
03:05
, última actualización
Toros

Fallece el barón Garel-Jones, pregonero taurino de Sevilla

El aristócrata británico se subió al atril del Lope de Vega el Domingo de Resurrección de 2012

25 mar 2020 / 11:44 h - Actualizado: 25 mar 2020 / 12:19 h.
"Toros"
  • Fallece el barón Garel-Jones, pregonero taurino de Sevilla

TAGS:

Lord Garel-Jones, político conservador británico, ex-Ministro de Asuntos Exteriores Europeos y América Latina del Reino Unido, ha fallecido este martes en la localidad abulense de Candeleda –a la que estaba estrechamente vinculado- a la edad de 79 años y víctima de una larga enfermedad.

El barón Tristan Garel-Jones era un reconocido hispanista y aficionado a los toros que, en la temporada 2012, fue elegido por la Junta de Gobierno de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla para pronunciar el tradicional Pregón Taurino en la mañana del Domingo de Resurrección. El aristócrata fue presentado por el ex ministro Eduardo Serra Rexach y sucedió en el atril al arquitecto navarro Rafael Moneo.

El barón estaba casado con la española Catalina Garrigues, sobrina del recordado crítico taurino y escritor costumbrista Antonio Díaz Cañabate, y mantenía fuertes vínculos con nuestro país desde su niñez esa segunda residencia de Candeleda en la que ha esperado la muerte. Garel-Jones pasó gran parte de su infancia y adolescencia en Madrid, ciudad en la que su padre ejerció de profesor de inglés.

Reconocido amante de la tauromaquia, destacó en su vida política por su participación en las negociaciones que dieron lugar al Tratado de Maastricht –era un europeísta convencido a pesar de filiación al partido conservador británico- además de su presencia operativa en las relaciones de Reino Unido con Latinoamérica.

Del pregón taurino

En su pregón taurino para Sevilla, pronunciado el 8 de abril de 2012, el barón realizó un completo alegato de los valores del mundo taurino en particular y de la cultura latina en general en contraposición a la globalización anglosajona en un mundo que, a su juicio, ha desarrollado un “ternurismo antropocéntrico a favor de los animales”.

El pregonero evocó especialmente la figura de Juan Belmonte marcando el tono humorístico que acompañó toda su pieza literaria, presidida por una inusual brevedad en este tipo de actos. Recordó una de las frases del genial diestro trianero, “todo inglés, hasta que no se demuestre lo contrario, es un espía”, y la comparó consigo mismo: “tengo un pasado criminal -fui político- pero nunca fui espía aunque tuve la suerte de que mis padres vinieron a vivir a España”.

Garel-Jones recordó en el texto su infancia en la cercanía del coso madrileño de Las Ventas y aludió a su propia esposa, “sobrina del genial escritor Antonio Díaz Cañabate”. El pregonero también hizo un canto a la ciudad de Sevilla, “como una de las piedras angulares de la historia europea de hoy”. Pero el corpus central del texto se basó en esa defensa de los valores del mundo latino denunciando “la cultura unitaria de valores angloamericanos que rechaza la Fiesta”.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016