domingo, 29 noviembre 2020
08:27
, última actualización

Joselito y el toro, cien años después

Luis Rufino, Carlos Urquijo y Antonio Miura evocaron su propia memoria familiar para trazar la relación del coloso de Gelves con el campo bravo de la época

23 oct 2020 / 11:46 h - Actualizado: 23 oct 2020 / 11:48 h.
"Toros"
  • Álvaro Acevedo, Luis Rufino, Carlos Urquijo y Antonio Miura, en el salón de actos de la Caja Rural. Foto: Álvaro Heras
    Álvaro Acevedo, Luis Rufino, Carlos Urquijo y Antonio Miura, en el salón de actos de la Caja Rural. Foto: Álvaro Heras

TAGS:

Los tres apellidos dibujaban un poderoso aguafuerte de un tiempo que se marchó. Luis Rufino, Carlos Urquijo y Antonio Miura tenían la misión de recortar aquel mundo de llanos, marismas y pastos tan cercano al vértice poderoso de la Giralda en el que se movió José Gómez Ortega, el Rey de los toreros... José lo fue todo en el toro: alumbró los caminos que iba a recorrer el arte de torear; levantó el modelo organizativo del futuro; inspiró las plazas monumentales y también intuyó las sendas que desbrozaría la bravura del futuro. Aunque no pudo verlas...

Los ponentes –moderados por el periodista Álvaro Acevedo, que también puede presumir de antiquísima reata taurina- llevaban consigo la memoria de todos los suyos y las tierras que dieron carácter a sus respectivas ganaderías. Si Gallito toreó por primera vez en El Quintillo o se enamoró de los ‘murubes’ en Juan Gómez, también fue uno más en el Cortijo de Cuarto, definitiva puerta al campo de aquella Sevilla que se marchó para no volver. ´

Pero conviene centrar el asunto: la charla celebrada este jueves en la sede de la Fundación Caja Rural del Sur suponía recuperar el ambicioso programa cultural cocinado por la Hermandad de la Macarena y la Cátedra Sánchez Mejías en torno al centenario de la trágica muerte de Joselito en Talavera de la Reina. La pandemia cortó de raíz los actos previstos que se estrenaron –en la propia Casa de Hermandad de la corporación penitencial- con una mesa redonda en torno a las devociones del torero. En ese momento –como ahora- amenazaban serias restricciones de movimientos que, ojalá, no vuelvan a poner en peligro los dos eventos rescatados para lo que queda de año: la presentación sevillana del libro ‘Joselito El Gallo, rey de los toreros’ de Paco Aguado y la inauguración del monumento que ultima Manuel Martín Nieto en su taller de Morón.

Joselito y el toro, cien años después
La charla contó con las habituales medidas de seguridad e higiene impuestas por el covid-19. Foto: Álvaro Heras.

Memoria familiar

Hay que entrar en harina, poniendo en boca de los ponentes algunas de las claves de su relación con Joselito. Carlos Urquijo, recordó los inicios familiares en la cría del toro bravo, que tanto tuvo que ver con la entrada en escena del propio Joselito que había puesto los puntos sobre la histórica ganadería de Murube, emblema del antiguo campo de Los Palacios que se asomaba a las marismas. “Todo surgió con un brindis que le hizo Joselito El Gallo a mi abuelo Juan Manuel en la plaza de San Sebastián en 1916”, narró Urquijo. El diestro de Gelves le comentó después el interés que había puesto en la célebre vacada palaciega proponiéndole su compra a doña Tomasa Escribano, viuda de Joaquín Murube. “Llegaron a un acuerdo el año después pero no se había hablado nada de la finca de Juan Gómez” explicó Carlos Urquijo recordando que su abuelo advirtió que no quería “pájaro sin jaula”. Así se forjó la compra de la vacada y la propia finca bajo la batuta de Joselito...

Luis Rufino –que también es tataranieto de El Gordito- acudía a la charla como descendiente directo de una red familiar en la que se unen unos apellidos, los de Martín y Moreno Santamaría, sin los que no se puede entender la sociedad agraria de la Sevilla que cabalga entre los siglos XIX y XX. Acevedo recordó algunas fotografías en las que el célebre espada de San Bernardo, El Gordito, aleccionaba a un Joselito casi infantil que dio algunos de sus primeros lances en El Quintillo. “La ganadería de mi casa le dio las mayores satisfacciones pero también le hizo pasar el mayor disgusto”, recordó Rufino antes de evocar que la relación más antigua de Joselito con su familia pasaba por la figura fundamental de Anastasio Martín. Pero Rufino apuntó otras historias casi desconocidas como la brevísima faceta de ganadero de Rafael El Gallo. “Tuvo sus reses pastando en El Quintillo –en los terrenos donde hoy se levanta la Universidad Pablo de Olavide- y la primera res la herró su madre, la Gabriela”, narró Rufino que recordó que José tomó la alternativa con un toro de Moreno Santamaría que fue, a su vez, fue la misma que escogió para presentarse como novillero en la plaza de la Maestranza.

Estadísticas de interés

El moderador apuntó algunos datos estadísticos que, de alguna manera, reforzaban los nexos de unión de Joselito con las históricas familias de los ponentes. La ganadería con la que más se prodigó Gallito en su corta carrera profesional fue la de Murube, antes y después de su venta a la familia Urquijo. Fueron un total de 136 reses estoqueadas por el coloso de Gelves que también llegó a tumbar hasta 91 toros de Miura de la época; 35 de Moreno Santamaría y 25 de Anastasio Martín.

Pero estos números también sirven para alumbrar el camino que estaba a punto de emprender la crianza y la selección del toro bravo en el primer cuarto del siglo XX. No es casual que José se decantara por los ‘murubes’ de Juan Gómez que, de alguna manera, estaban marcando el camino que iba a recorrer el toreo en las décadas siguientes. Desde ese punto Antonio Miura advirtió que Joselito las corridas de Miura estoqueadas por Gallito fueron descendiendo en progresión aritmética desde sus inicios hasta su trágico fin en Talavera. Y hablando de Miura, Antonio marcó la definitiva clave de la personalidad de Joselito: “vivía para el toro y tenía el toro en la cabeza; cuando había algún toro que le había traído de cabeza llamaba a mi bisabuelo para que le encerrara vacas toreadas”. Y cien años después seguimos hablando de él...


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016