viernes, 07 agosto 2020
19:27
, última actualización

La empresa Pagés presenta hoy la Feria de Abril de la reconciliación

Ramón Valencia ultima un ciclo en el que están todos los que son y son casi todos los que están dando un sitio preferente a la savia nueva

08 feb 2016 / 10:24 h - Actualizado: 08 feb 2016 / 10:25 h.
"Real Maestranza","Empresa Pagés"
  • La empresa Pagés presenta hoy la Feria de Abril de la reconciliación

Las afrentas han quedado atrás. Hoy mismo se darán a conocer las combinaciones oficiales de toros y toreros para el abono de la temporada 2016 en la plaza de la Maestranza, primera que organiza Ramón Valencia en solitario después de la renuncia de su cuñado y socio en la gerencia de la empresa Pagés, Eduardo Canorea. Pero la gran noticia es que el cartel que se desvelará a mediodía en el salón de los ídem lleva colgados los cinco nombres que, con el propio Canorea, alimentaron la grave crisis taurina que afectó el normal desarrollo de las temporadas 2014 y 2015.

Todo eso es ya agua pasada. La Feria de Abril también es la de la reconciliación, simbolizada en las cinco tardes asumidas por Morante de la Puebla en el cómputo global de la temporada. El diestro cigarrero lo anunció en este periódico en rigurosa primicia: quiere reconvertirse en base presente y futura de los carteles baratilleros, que servirán de escenario del inevitable pase –la edad manda y los jóvenes aprietan– a la segunda actividad. Con cuatro tardes firmadas en Sevilla –tres de ellas en abril– José María Manzanares tampoco interrumpe ese idilio que necesita renovar algunas ilusiones. El alicantino fue el primero en bajarse del barco de la sedición y ya estuvo anunciado en la feria del pasado año, que habría sido muy distinta sin el concurso del torero levantino pero, sobre todo, sin el valioso gesto de Espartaco, que se despidió definitivamente de los ruedos en una tarde tan triunfal como emocionante. En cualquier caso, si el acero del Manzana no se hubiera empeñado en lo contrario se habría convertido en el triunfador estadístico del último ciclo abrileño.

Algunos carteles podrían sufrir aún algún reajuste pero no diferirán demasiado de las combinaciones que les avanzamos. La Feria de Abril, todo el abono, goza de connotaciones muy ilusionantes, sobre todo en base al decidido y desacomplejado desembarco de la nueva hornada de matadores. Ésa podría ser la mejor noticia. La oportunidad es atractiva y tampoco está exenta de peligros. Pero los Roca Rey, López Simón o Garrido se encajan en el abono con corridas y compañeros de auténtico relumbrón. El aficionado ya lo está agradeciendo.

Hay que reconocer que hay sitio para todas las sensibilidades aunque, ojo, no todas funcionarán igual en taquilla. Hay dos tardes de color merecidamente local; concesión al torismo en Fuente Ymbro, Victorino Martín y Miura; retorna a la plaza de la Maestranza el revalorizado diestro riojano Diego Urdiales reconvertido en torero de culto; se premia el esfuerzo de David Mora, reaparecido después de la horrenda cornada de Madrid; el cartel mediático se apuntala con el último renacimiento de Finito y, tomando el pulso de la última temporada, se programa un mano a mano de auténtica tensión entre López Simón y Sebastián Castella.

La ausencia más lamentada, forzada por los demorados plazos de recuperación, es la del diestro extremeño Antonio Ferrera, reincidente autor de la mejor faena del ciclo en las dos últimas ediciones de la feria. La fractura del radio está jugándole una mala pasada... Tampoco estarán los hermanos Rivera Ordóñez y llama la atención que toreros como Alejandro Talavante –colocado en Resurrección– o Miguel Ángel Perera asuman un solo compromiso. Hoy mismo lo confirmaremos todo.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016