martes, 20 noviembre 2018
12:41
, última actualización
Local

Antonio Ramírez de Arellano, único candidato a rector de la Universidad de Sevilla

el 25 ene 2012 / 18:07 h.

TAGS:

Antonio Ramírez de Arellano, actual vicerrector de Infraestructuras.

El actual vicerrector de Infraestructuras de la Universidad de Sevilla (US), Antonio Ramírez de Arellano, será finalmente el único candidato a rector de esta institución académica, después de que a  las 18.00 horas de este miércoles se haya cerrado el plazo de  inscripción sin que haya trascendido ninguna otra candidatura.

Las elecciones tendrán lugar el próximo 23 de febrero y será la primera  vez en la historia democrática de la Hispalense en la que haya un único aspirante al Rectorado. Ramírez de Arellano presentó formalmente su candidatura el pasado  lunes y prometió elaborar un programa "propio" que garantice la  continuidad de la "buena gestión" de los últimos años y que se  centre, fundamentalmente, "en la igualdad de oportunidades y de  mérito".

En declaraciones a los medios de comunicación, el candidato  recalcó que su candidatura se basa en la idea de que la Universidad  "debe rendir y ejecutar la misión" que la sociedad le tiene  encomendada de "servicio público". Y todo ello, "con eficacia y con  eficiencia, a la vez que mantiene el espíritu de autocrítica, el  espíritu inconformista, una actitud de liderazgo y también una  vertiente humana permanente, en la que las personas estén en el  centro de nuestra actuación".

"Consciente de la responsabilidad" que supone hacerse cargo de una  Universidad en estos tiempos de crisis económica, según reconoció el  propio Arellano, este candidato se presenta confiando que el Claustro  y que la comunidad universitaria de la US le tiendan la mano "para  gestionar de manera eficiente la Universidad y rendir cuentas de  manera adecuada de la misión formativa y de transferencia de  conocimiento que tiene como motor social". Para ello, y para hacer frente "a los retos del futuro", Ramírez  de Arellano quiere contar con "un equipo de Gobierno que sean buenos  gestores, buenos docentes y buenos universitarios en definitiva",  aunque ha evitado dar nombres concretos y pronunciarse al respecto de  si conformará un equipo paritario.   

Precisamente uno de los "retos" de futuro de la Universidad de  Sevilla es hacer frente a la complicada situación en la que se  encuentra la paralizada obra (desde verano de 2009) de la Biblioteca  Central en los Jardines del Prado. Sin embargo, el candidato ha  preferido no pronunciarse al respecto porque, según ha dicho, debe  "guardar estrictamente las formas" y no puede desvelar las propuestas  concretas de su programa hasta el próximo 2 de febrero, día en que  comienza formalmente la campaña electoral en la US.  

Aún así, insistió en que las líneas básicas de su programa serán  las de "consolidar los avances" conseguidos por la Hispalense en  estos últimos años tanto en docencia como en investigación y en  transferencia del conocimiento, y las de "ser responsables con la  financiación y  diferenciar las cuestiones cuantitativas de las  cualitativas".  

"Creo que es posible una Universidad que rinda fielmente con el  encargo que la sociedad le tiene hecho (...) y creo que es un acto de  coherencia y responsabilidad liderarlo. El panorama de la austeridad  y las dificultades actuales no es distinto al de otros periodos, así  que nuestro objetivo es consolidar lo hecho en el pasado y  prepararnos para afrontar los retos del futuro", argumentó tras negar  que su programa pueda ser calificado de "continuista" respecto a la  gestión de Luque. Así, recalcó que él quiere tener su "propio equipo  como es lógico" porque, aunque considera "un valor muy importante  tener buenos gestores", también tiene sus "propias ideas".

  • 1