martes, 18 diciembre 2018
20:38
, última actualización
Local

Contratos en el punto de mira

Los periodistas de RTVE denuncian que la dirección buscar crear una «redacción paralela».

el 10 feb 2015 / 12:49 h.

TAGS:

Imagen B9acHzXIgAAjXXmaa Guerra interna. El anuncio de RTVE de contratar a once personas para sus servicios informativos ante el «denso año electoral» no ha sentado nada bien en su plantilla de trabajadores, que ayer celebró una asamblea para rechazar estos nuevos contratos ya que según ellos la dirección del ente público busca la creación de una «organización paralela» ya que la mayoría de estos profesionales provienen de medios con una línea editorial muy marcada. Sin embargo, la nota que RTVE envió ayer a los medios de comunicación explicaba que las contrataciones están encaminadas a cubrir cinco convocatorias electorales, dos de ellas no previstas (Andalucía y Cataluña). «RTVE como servicio público está obligada a dar cobertura a todos estos acontecimientos tanto a nivel nacional como autonómico y municipal. Lo que va a suponer un gran esfuerzo personal y tecnológico», señaló la corporación. Para ello, procedió a la contratación de 11 profesionales –siete interinos y cuatro eventuales– con el objetivo de «contribuir al mejor funcionamiento de las distintas áreas informativas». De ellos, al menos dos se incorporan al Telediario matinal, lo que implica horario de madrugada voluntario y al que no se puede obligar a personal fijo. El resto se incorporarán de manera equitativa, dos en cada sección, explicó la compañía. Estos acuerdos contractuales, prosigue la nota de prensa, se han tenido que «agilizar» al convocarse con «escaso margen» de tiempo las elecciones andaluzas. Según el ente, cuatro profesionales proceden del banco de datos, y el resto de los contratos obedecen al criterio de periodistas con una «acreditada trayectoria profesional y con contrastada experiencia para que el resultado y la calidad de los informativos no se resientan», precisó la nota. Los trabajadores, por su parte, criticaron ayer a través de las redes sociales estas contrataciones porque, precisaron, «buscan crear un aparato de propaganda formado directamente por escribanos». También las rechazaron porque, según denunciaron, la plantilla de RTVE la forman más de 1.000 profesionales, una cifra que tanto el consejo de informativos de la cadena como los sindicatos consideran «más que suficiente» a la hora de abordar las cinco campañas electorales. También lamentaron que de las once nuevas personas contratadas sólo una estaba en el banco de datos de la corporación, que incluye a cerca 4.000 profesionales que ya han trabajado en Televisión Española o que, al menos, han realizado el máster de la cadena pública.

  • 1