domingo, 24 marzo 2019
11:34
, última actualización
Economía

Corbacho y Díaz Ferrán chocan en público por el diálogo social

El ministro de Trabajo e Inmigración aboga por los contratos parciales «para ganar competitividad»

el 24 sep 2009 / 21:55 h.

Gerardo Díaz Ferrán y Celestino Corbacho charlan a su llegada al evento, ayer en Madrid.

Tras la ruptura del diálogo social en julio, el Gobierno y la patronal CEOE escenificaron por primera vez ayer en público sus diferencias en lo referido a la rebaja de las cuotas sociales, aunque ambos coincidieron en la necesidad de volver a la mesa de negociación para alcanzar un acuerdo.

El intercambio de opiniones -que se centró una vez más en la rebaja de las cotizaciones a la Seguridad Social- se produjo durante el Foro de la Nueva Sociedad patrocinado por la Fundación Abertis y en el que intervino el ministro de Trabajo en presencia de un centenar de asistentes -entre ellos el presidente de la patronal-, aunque minutos antes Corbacho había restado importancia a los últimos enfrentamientos entre Gobierno y patronal.

En su discurso inicial, el misnistro aseguró que para avanzar en el diálogo social "habrá que dejar cosas en el camino", porque si no, no sería una mesa de diálogo, sino de comunicación. "Todos tenemos que hacer un esfuerzo y mirar hacia adelante" para impulsar el diálogo, dijo el ministro, quien no obstante fue muy contundente al afirmar que "es imposible" una rebaja de cinco puntos en las cuotas sociales, en clara referencia a las peticiones de la patronal.

Tras ello, Díaz Ferrán aceptó la invitación improvisada por el moderador del foro para tomar la palabra y "aclarar" al ministro que la CEOE "nunca" pidió una rebaja de cinco puntos de las cuotas sociales sino margen para una rebaja de hasta cinco puntos.
No obstante, subrayó "el firme compromiso" que tiene la patronal con la concertación y el diálogo social y "para seguir en las mesas de negociación".

Díaz Ferrán apostó por recuperar el diálogo tripartito con una disposición flexible para poder salir de la crisis, porque "todos estamos sufriéndola", apostilló.

Una vez finalizada su intervención, fue el ministro el que concluyó al afirmar una vez más que "hay que mirar hacia adelante y buscar más puntos de acuerdo", ya que "en momentos complejos no siempre es posible acordarlo todo".

Por otro lado, sobre otros asuntos que también le llevaron allí y en concreto en referencia al mercado laboral, Corbacho abogó por impulsar la contratación a tiempo parcial y estimó que su "reducida utilización" requiere una reflexión "tranquila y serena".

En esta línea, dijo que es preciso abordar la reflexión de futuras reformas para mejorar la competitividad de las empresas y las condiciones de los trabajadores y apuntó, como cuatro ejes fundamentales, la reducción de la temporalidad, el impulso a la contratación parcial, las bonificaciones a la contratación y la mejora de la formación profesional.

A su vez, criticó la elevada tasa de contratación temporal, que calificó de "anomalía", al tiempo que dijo que esta temporalidad "no se ha superado con ninguna de las reformas laborales llevadas a cabo por ningún gobierno".

Sobre el mercado laboral y en otro evento similar -el Foro ABC-, también opinó ayer el vicepresidente tercero del Gobierno y ministro de Política Territorial, Manuel Chaves, que auguró que "seguramente a partir del segundo semestre del 2010" será cuando la economía española podrá volver a "a crear puestos de trabajo, aunque se tradará más en compensar la bolsa de desempleo que se ha acumulado".

  • 1