viernes, 22 febrero 2019
18:57
, última actualización

El Aljarafe corona a otra de sus reinas en Valencina de la Concepción

El municipio se volcó ayer con su patrona, la Virgen de la Estrella, tras cuatro años de espera.

el 19 jun 2010 / 17:39 h.

La Virgen de la Estrella de Valencina de la Concepción se convirtió ayer en la sexta reina de la comarca del Aljarafe que vive el esperado momento de su coronación en el último lustro, y el pueblo no la defraudó, como tampoco lo hace cada mes de octubre con la Romería de Torrijos, de la que también es titular esta imagen y que está considera la quinta peregrinación más importante del país. Fue precisamente en el escenario de esta romería, la Hacienda de Torrijos, donde tuvo lugar la coronación, cuyos trámites se habían iniciado en 2006, con la música que interpretaron el coro de su propia corporación y la Coral Polifónica de la Hermandad de la Macarena de Sevilla.

En 2005 fueron coronadas la patrona de Salteras, la Virgen de la Oliva, y la Virgen de la Soledad de Coria del Río. En 2008 le tocó a la Virgen de los Dolores de Gines y a la Virgen del Rosario de Santiponce. Y el año pasado, a la Virgen de la Granada de La Puebla del Río. Es decir, que desde 2005 el Aljarafe va prácticamente a coronación por año, pero cada una es distinta. Y, además, para la Virgen de la Estrella de Valencina de la Concepción se estrenaba ayer el arzobispo de Sevilla. De este modo, Juan José Asenjo protagonizó su primera coronación desde que ocupa el cargo.

Varios meses llevaban los hermanos organizando actos en torno a esta fecha, y la última semana había sido especialmente intensa con el desfile por el municipio de cofradías del resto de la provincia deseosas de compartir esta felicidad con ellos y hacerles regalos. Como la Cruz de la Esperanza, que le entregó la Hermandad de la Macarena de Sevilla; o la medalla con la imagen de la patrona de Salteras; o la medalla de oro que le entregó la Virgen de la Estrella de Coria del Río; o un paquete que llegó este miércoles sin remitente y que contenía un alfiler rematado con una estrella...

Hasta que llegó el momento que se recordará para siempre, y el pueblo se despertó ayer temprano para vivir el gran día con su patrona. Entre otras cosas porque a las 8.15 horas estaba previsto que le fuera impuesta la medalla de oro de la Hermandad de la Veracruz del municipio, en la parroquia, tras lo cual se inició su traslado a la Hacienda de Torrijos, donde desde mucho antes la esperaban cientos de fieles para su coronación, que fue a las 20.30 horas y cuando el viento soplaba con cierta fuerza para apagar la calor de los estertores de la tarde.

Una vez que se cumplió con el protocolo, la talla fue llevada en andas desde el altar de la coronación hasta su carreta para regresar en procesión a Valencina de la Concepción. Recorrió así la Rotonda, la Carretera de Salteras, Mariana de Pineda, El Máquina, Fray Ambrosio de Valencina y Blas Infante para desembocar, ya esta madrugada, en la plaza que lleva su nombre.

Toda coronación lleva vinculada una obra social. En este caso, la corporación se hizo cargo del sostenimiento de dos becas de estudios para seminaristas, que llevan el nombre de Santísima Virgen de la Estrella. También dentro de la obra social y como aportación a la parroquia, se costeó la restauración de dos campanas y la fundición de dos nuevas para la torre de la iglesia, que fueron estrenadas el pasado 16 de mayo. Las nuevas campanas llevan los nombres de Santísimo Cristo de Torrijos y Nuestra Señora de la Estrella [ahora sí] Coronada.

  • 1