El palacio de Peñaflor de Écija, a examen

Técnicos del Ministerio de Cultura evalúan el estado del monumento. El Ayuntamiento quiere restaurar su fachada con cargo al 1,5% cultural

el 25 nov 2013 / 22:00 h.

15313295Una arquitecta y un restaurador del Instituto de Patrimonio Cultural de España (IPCE) han visitado el palacio de Peñaflor para evaluar su estado con vistas a la petición del Gobierno local (PP-PA) de incluir la rehabilitación de este emblemático monumento en el 1,5% cultural del Ministerio de Fomento. La intención del equipo de Gobierno astigitano es restaurar la fachada y la primera crujía del palacio, unas obras para las que calcula se necesita un millón de euros, de los que 750.000, el 75 %, los recibiría del Gobierno central. El 25% restante del presupuesto confía el Ayuntamiento de Écija en que lo aporte la Junta de Andalucía. Se trata de un proyecto que el PP viene solicitando desde su llegada a la Alcaldía de Écija en 2011, que la concejala de Presidencia, Silvia Heredia (PP), confía que se haga realidad en breve. “Esperemos que en 2014 tengamos noticias y que estas sean que hemos entrado en la convocatoria y nos aprueben el proyecto para rehabilitar Peñaflor y que ecijanos y visitantes podamos disfrutar de nuestro patrimonio”. “Tenemos que ir poniendo en valor nuestro patrimonio y conseguir el objetivo de enganchar ese 1,5 % cultural”, enfatiza Heredia, que afirma haber pedido la rehabilitación del emblemático edificio a la secretaria de Estado de Turismo, María Isabel Borrego, y haber mantenido diversas reuniones con el director general de Bellas Artes de Bienes Culturales y Archivos, Jesús Prieto, y el subdirector general del Instituto de Patrimonio Cultural de España, Alfonso Muñoz, la última de ellas, el pasado uno de octubre, donde se concretó la visita de los técnicos del IPCE. Heredia avanza que el próximo 5 de diciembre tiene previsto reunirse junto con el alcalde, el también popular Ricardo Gil-Toresano, con responsables de la delegación en Sevilla de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, para obtener el compromiso del Gobierno autonómico de aportar los 250.000 euros para completar el presupuesto de la obra de restauración. “La Junta no sólo es responsable de este Bien de Interés Cultural (BIC), sino que también es corresponsable de dejar que se destrozara por mala gestión el palacio”, señala la concejala popular, que considera que hubo por parte de la Junta “dejación de sus deberes de inspección” al permitir el deterioro de este monumento ecijano con las obras previas a su frustrada conversión en un hotel de lujo. El palacio de Peñaflor, monumento civil del barroco ecijano, es un edificio catalogado como Bien de Interés Cultural y monumento nacional. Es uno de los inmuebles más singulares y emblemáticos para los vecinos de Écija. Su peculiar balcón corrido sigue el trazado de la calle en la que está situado, Emilio Castelar, en pleno centro de Écija y parte de su conjunto histórico. Dos son los proyectos del Ayuntamiento ecijano que tienen que ver con el palacio de Peñaflor y que aspiran a tener colaboración económica con cargo al 1,5 % cultural, que incluso han llegado al Parlamento Europeo de la mano del regidor municipal. Se trata, por un lado, de la acometida de la fachada, y por otro, de la intervención en el interior del inmueble, con la pretensión de que el edificio se convierta en Casa de la Cultura, y que albergue el Conservatorio de Música, las aulas municipales, asociaciones culturales, la Universidad a distancia (UNED), así como, las instalaciones municipales de Educación. A principios de este año, el grupo del PP en el Parlamento andaluz presentó una proposición no de ley para que la Consejería de Cultura de la Junta promueva la rehabilitación del palacio de Peñaflor en común con el Ayuntamiento de Écija y el Gobierno central. La parlamentaria popular por Sevilla, Alicia Martínez, criticó “el preocupante abandono” que sufre el palacio, “máximo exponente del abandono de la política de protección del patrimonio” por parte de la Junta, a la que el PP responsabiliza del estado del edificio porque “es a partir de que la Junta tiene las competencias en protección del patrimonio cuando se manifiesta el estado tan deplorable que presenta el palacio”, según el PP. Los populares consideran el proyecto para convertir el palacio en un hotel –iniciado en el último mandato municipal PA-PP y continuado luego por el PSOE e IU– “fue un proyecto agresivo sin las garantías legales y que incumplía la Ley de Patrimonio de Andalucía”. Ese uso hotelero para el monumento ha sido ya abandonado por el actual Gobierno local, que cifra en unos 11 millones de euros el arreglo integral del monumento, diez para el interior y uno para recuperar su fachada. Paradójicamente, ese presupuesto es corto para recabar la ayuda de Bruselas, que ya respondió al regidor que no suele costear iniciativas de un presupuesto inferior a 50 millones, y que estas corresponde llevarlas a cabo “a entidades territoriales, en este caso la Junta de Andalucía”.

  • 1