sábado, 20 abril 2019
14:59
, última actualización
Economía

Enero devuelve al paro a 2.500 personas en la capital tras la campaña de Navidad

El primer mes del año se saldó con 2.449 nuevos inscritos en las oficinas del antiguo INEM y se vuelven a rebasar los 90.800 desempleados en la ciudad. El conjunto de la provincia sumó 7.585 parados más.

el 04 feb 2014 / 09:03 h.

TAGS:

ParoSevillaEl año comenzó para Sevilla alejado de las halagüeñas expectativas que las previsiones económicas marcan para 2014, lo que confirma que el empleo será lo último en recuperarse. Cierto es que enero no es un buen mes para el mercado laboral. Supone el fin de la campaña navideña y, por tanto, del refuerzo en las contrataciones temporales en comercios y hostelería, que el periodo de rebajas no puede compensar y eso se refleja en aumento del paro. Sin embargo, en el caso de Sevilla el primer mes del año fue particularmente duro, pues se convirtió en la segunda provincia de España con mayor incremento del desempleo, al sumar 7.585 nuevos inscritos en las oficinas del antiguo INEM, precedida tan solo por Madrid, con 11.790 parados más. El total de desempleados registrados alcanza así los 258.384 en la provincia, el 3 por ciento más que en diciembre. De los 7.585 nuevos parados, 2.449 correspondieron a la capital hispalense –prácticamente la misa cifra en la que bajó el paro en diciembre–, y se vuelve a rebasar la cifra de 90.000 demandantes de empleo (90.826 en concreto). De ellos, 42.226 son hombres (46,5 por ciento) y 48.600 mujeres (53,5). Por sectores, se distribuyen en 1.356 desempleados en agricultura; 6.256 en industria; 9.187 en construcción; 61.814 en servicios y 12.213 sin empleo anterior. En comparación con enero de 2013, el incremento en la capital es del 1,56 por ciento (1.396 personas más), y en la provincia el paro subió en ese mes en 4.157. En Andalucía, el paro aumentó en 26.073 personas, el 2,52 por ciento más, con lo que deja un total de 1.059.720 parados inscritos en las oficinas del SAE, al tiempo que se perdieron 21.531 ocupados, dejando los cotizantes a la Seguridad Social en 2.677.711 trabajadores. Se firmaron 363.149 contratos. El 97 por ciento de ellos, temporales. Por su parte, en España el paro subió en 13.097 personas respecto al mes anterior (2,4 por ciento), que el Ministerio destacó por ser el menor repunte en este mes desde 2007, hasta 4,81 millones. De vuelta a Sevilla, todos los sectores registraron aumentos del paro a excepción de la construcción, donde bajó un 1,1 por ciento (400 personas menos). La razón que lo explica puede estar, señalaron fuentes sindicales, en los pequeños contratos contra la exclusión social que los ayuntamientos firman con sus vecinos más vulnerables, pero que no van más allá de unos días. Mientras, el incremento más abultado se lo anotó el sector servicios, con un alza del 4,12 por ciento, y 6.165 nuevos parados; seguido de la agricultura que, con 1.103 desempleados más, registró un aumento del 7,6 por ciento; industria (529 más, el 2,5 por ciento) y el colectivo sin empleo anterior (188 inscritos más, 0,64 por ciento más). En términos interanuales, el saldo es bastante exiguo: 628 personas salieron de las listas del paro (-0,28 por ciento). Al mal dato del paro, publicado por los Servicios Públicos de Empleo, se suma además una pérdida de 11.298 afiliados a la Seguridad Social, con lo que el número de cotizantes en la provincia se redujo hasta los 633.682, un 1,75 por ciento menos. Con este dato, que preocupa porque significa destrucción de empleo, Sevilla volvió a escalar al podio de las provincias con peor comportamiento. En particular, protagonizó el tercer peor registro, por detrás de Barcelona (con 20.990 afiliados menos) y Valencia (que perdió 14.471 empleos). Por otro lado, se firmaron en la provincia 64.172 contratos en enero, 3.276 menos que en diciembre (-4,86 por ciento) y, de ellos, apenas 2.725 fueron indefinidos, lo que pone de manifiesto la temporalidad, que afecta al 95,75 por ciento de los contratos rubricados. Además, el gasto en prestaciones en Sevilla en diciembre ascendió a 106,2 millones, con una cuantía media de 790,3 euros y 160.774 beneficiarios.

  • 1