jueves, 21 marzo 2019
22:50
, última actualización
Local

El parricida de Puerto Serrano dice que no recuerda nada

La Guardia Civil anunció ayer que ya se ha hecho efectiva la entrega a la Fiscalía de Menores de Jerez de la Frontera del menor de 17 años de edad y etnia gitana acusado de matar a su propio padre a puñaladas tras agredir, también con un arma blanca, a otro joven de 27 años en la localidad gaditana de Puerto Serrano.

el 15 sep 2009 / 20:39 h.

TAGS:

La Guardia Civil anunció ayer que ya se ha hecho efectiva la entrega a la Fiscalía de Menores de Jerez de la Frontera del menor de 17 años de edad y etnia gitana acusado de matar a su propio padre a puñaladas tras agredir, también con un arma blanca, a otro joven de 27 años en la localidad gaditana de Puerto Serrano. Fuentes del Instituto Armado explicaron que el presunto agresor fue entregado a la Fiscalía a primera hora de la mañana de ayer. Hasta entonces, el menor permaneció bajo custodia en las instalaciones de la Guardia Civil.

El menor aseguró que no recuerda nada de lo ocurrido, ya que había consumido alcohol y distintas sustancias estupefacientes durante la Nochevieja. En declaraciones a los periodistas, el letrado que atendió al joven en su comparecencia ante la Fiscalía de Menores, José María Vega, explicó que el presunto homicida se encontraba bajo los efectos del alcohol y las drogas, lo que le había causado una situación de "trastorno mental".

El joven dijo que "ni sabía ni se acuerda de lo que estaba haciendo", por lo que su declaración ante la Fiscalía "ha sido muy cortita", según el letrado. El menor sí recuerda que antes de cometer los hechos por los que ha sido detenido había estado celebrando la llegada del año nuevo "en compañía de unos amigos", añadió.

José María Vega reconoció que el presunto parricida había mantenido "enfrentamientos anteriores" con su padre, lo que implicó incluso que éste último "le echara de casa", y ha vivido en los últimos meses en el domicilio de una hermana. Las disputas entre padre e hijo estaban motivadas por "asuntos de drogas", aunque según el abogado del menor, éste se encontraba ahora "trabajando y buscándose la vida".

El letrado cree que, a pesar de los hechos, el joven "no tiene instintos" asesinos e insistió en que el suceso se produjo como consecuencia del shock provocado por la ingesta de alcohol y drogas. Afirmó que el joven dice

  • 1