lunes, 22 abril 2019
23:41
, última actualización
Local

El PNV acude a la marcha de apoyo a los presos de Egunkaria

Por segunda vez en dos meses, Urkullu comparte protesta con abertzales.

el 19 dic 2009 / 20:16 h.

TAGS:

Multitudinaria manifestación en favor de la liberación de los presos de Egunkaria.

Miles de personas se manifestaron ayer por las calles de Bilbao para pedir la absolución de los directivos del diario Egunkaria, procesados en la Audiencia Nacional por supuesta pertenencia a ETA. Los encausados defendieron que no tenían que estar sentados en el banquillo de los acusados y que, con su procesamiento, se ha atacado "al euskera y a la identidad vasca".

En la marcha, que se inició a las 17.00 horas en la Plaza Aita Donosti para finalizar en el Ayuntamiento bajo el lema "Egunkaria libre", los encausados estuvieron arropados por los partidos y sindicatos nacionalistas, entre ellos el PNV, y representantes de la izquierda aber-tzale como Rufi Etxeberria o Tasio Erkizia, además de por EB-Berdeak y CCOO. El presidente del PNV, Iñigo Urkullu, encabezó la delegación de su partido, mientras que el vicecoordinador de Aralar, Jon Abril, se encontraba al frente de la de su formación y Pello Urizar lideraba la de EA. Javier Madrazo y Mikel Arana se manifestaron en nombre de EB-Berdeak, Iñaki Galdós en representación de Hamaikabat y Oskar Matute como portavoz de Alternatiba. Entre los asistentes también se encontraban los ex lehendakaris Carlos Garaikoetxea y José Antonio Ardanza, así como el diputado general de Guipúzcoa, Markel Olano, entre otros.

El presidente del EBB del PNV, Iñigo Urkullu, afirmó que le gustaría que el PSE-EE hubiera estado presente en la manifestación y que se acabara "el impulso político" que llevó a actuaciones como el cierre de Egunkaria.

El líder jeltzale subrayó que "no es aceptable un sistema policial en el que, tras siete años y sea cual sea la sentencia, que esperamos que sea absolutoria, el castigo está ya impuesto". A su juicio, del daño causado a lo largo de estos años de proceso judicial "ya es irreparable", y aseguró que "no todo es ETA". "En esta ocasión se ha actuado contra un medio de comunicación en euskera. Esperemos que el impulso político, que fue hace 10 años ya, quede zanjado de una vez por todas, se termine este proceso y cada uno pueda hacer su vida en orden a lo que es la libertad de expresión, de opinión o de información", añadió Urkullu.

La manifestación de ayer es la segunda en la que participa el PNV en los últimos meses. La anterior fue la que se celebró en San Sebastián contra la detención de 10 dirigentes de la izquierda abertzale, entre ellos Arnaldo Otegi y Rafa Díez Usabiaga, acusados de intentar reconstruir desde abril la dirección de la formación ilegalizada Batasuna.

Segi. Por otra parte, la organización juvenil abertzale, Segi, ilegalizada en 2007 por el Tribunal Supremo por ejercer como la cantera de ETA, cambió su nombre por el de Gazte Independentistak (jóvenes independentistas) para continuar su labor burlando la ley siguiendo órdenes de ETA. Se trata de la misma estrategia seguida por la también ilegalizada Batasuna que se rebautizó bajo el término genérico de izquierda abertzale para continuar con sus actividades públicas, según informa la Fundación de Víctimas del Terrorismo (FVT) en su revista Fundación de este mes. "Si Batasuna comenzó a denominarse de forma genérica Izquierda Abertzale -Ezker Abertzalea- desde 2006 para eludir las acciones de la Justicia, Segi hizo lo mismo cuando fue declarada ilegal en 2007", dice este reportaje realizado por el presidente de la asociación Dignidad y Justicia, Daniel Portero, recogido por Europa Press. El escrito añade que Segi "adoptó la denominación Gazte Independentistak, un nombre sin personalidad jurídica alguna y, por tanto, imposible de perseguir judicialmente ya que se trata de un nombre genérico y no inscrito en ningún registro de asociaciones, fundaciones o partidos políticos".

Mientras, el viernes la Policía Nacional detuvo al presunto miembro de Segi Xabier De la Maza Peña, quien se encontraba en situación de busca y captura por orden de la Audiencia Nacional desde la operación policial que descabezó la cúpula de la asociación en noviembre.

  • 1