lunes, 17 diciembre 2018
14:47
, última actualización
Deportes

El Real Madrid pincha y pone al rojo vivo la lucha por el título

Su ventaja respecto al Barcelona se reduce a 4 puntos tras empatar con el Valencia en el Bernabéu (0-0).

el 08 abr 2012 / 22:25 h.

Cristiano, desesperado ante Guaita.

Un planteamiento brillante de Unai Emery frenó en seco el camino del Real Madrid hacia el título, rebajó su pegada amparado en un acertado portero, Guaita, y desató la ansiedad del equipo de José Mourinho, acelerado al sentir la presión del Barcelona, que se sitúa a cuatro puntos.

El Valencia cambió su identidad buscando puntuar. Es la realidad de la Liga. La triste realidad de 30 puntos de diferencia entre ambos. Real Madrid y Barcelona están en otro mundo. El resto juega otra competición en la que el equipo che es el primero.Emery se enfrentó al sector crítico del valencianismo sentando a Soldado, renunciando a la llegada de Jonas... Salía a tapar espacios de un rival que te destroza en oleadas. El Real Madrid recuperaba a Khedira, pero perdía el ritmo que da Granero. Su centro del campo no existió.

Los de Mourinho crean ocasiones por inercia, hasta en días donde la brillantez se rebaja y sólo se acerca a ella la visión de Özil. Emery logró rebajar el vendaval ofensivo local pero corrió el riesgo de que Cristiano tirase por tierra su planteamiento. A los cuatro minutos el luso disparaba cruzado. A los ocho, al poste.

El Valencia, dirigido con templanza por Parejo, no renunció a llegar al área. Feghouli hizo daño. Su disparo hizo volar a Casillas, que tuvo que salvar una de Piatti abajo. Cristiano, mientras, perdonó en carrera con un derechazo a Guatia y de cabeza a pase de Higuaín. A los 25 minutos Marcelo despejó al centro el balón tras saque de esquina, el disparo de Tino Costa con potencia lo sacó Iker y el rechace lo estrelló en la madera Ricardo Costa. Luego, Özil se topaba con un defensa que sacaba bajo palos su disparo.

Mourinho reaccionaba al descanso. Necesitaba a Di María. El primer balón que tocó el argentino dejó a Cristiano ante Guaita, que sacó una mano abajo. El Real Madrid atacaba desde todos los frentes. Vio cómo la ansiedad comenzaba a apoderarse del equipo. El nerviosismo representado en Pepe, que en una de sus idas de cabeza pegó una patada desde el suelo a la rodilla de Arbeloa pensando que era Piatti el que le levantaba del césped.

El paso de los minutos y la personalidad del Valencia incrementaban el nerviosismo. Tino Costa soltaba un latigazo de 35 metros que repelió el travesaño. El juego del Real Madrid se redujo a Di María. Tan brillante en unas acciones como locuaz en otras.

Cristiano perdonó lo que nunca. Lanzado, tras ganar la carrera a Víctor Ruiz, tropezó. El partido ya no tenía pausa. Era un duelo a vida o muerte. Las contras del Valencia acababan con un disparo cruzado de Mathieu o una parada salvadora de Casillas a Jordi Alba. El encuentro acabó en asedio. En él emergió la figura de Guaita. Paradón a un disparo de Di María lejano y a tres remates de Benzema a bocajarro. Esos partidos que antes el Real Madrid ganaba a la heroica, ahora se le atragantan y encienden una Liga más viva que nunca.

Ficha técnica:

0 - Real Madrid: Casillas; Arbeloa, Pepe, Raúl Albiol, Marcelo; Khedira (Kaká, m.72), Xabi Alonso; Özil (Callejón, m.89), Cristiano Ronaldo, Benzema; e Higuaín (Di María, m.46).

0 - Valencia: Guaita; Ricardo Costa, Rami, Víctor Ruiz, Jordi Alba; Topal, Dani Parejo, Tino Costa, Feghouli (Pablo Hernández, m.62), Piatti (Mathieu, m.62); y Aduriz (Soldado, m.77).

Árbitro: Clos Gómez (Comité Aragonés). Amonestó a Arbeloa (36), Khedira (47) y Di María (58) por el Real Madrid; y a Tino Costa (59), Parejo (65) y Soldado (90) por el Valencia.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la 32ª jornada de Primera División, disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante la presencia de 79.000 espectadores

 

  • 1