lunes, 18 febrero 2019
17:17
, última actualización
Economía

Huelga general a lo lejos

el 14 jun 2010 / 11:35 h.

Piquetes en Tussam el 20 de junio de 2002.

Habrá huelga general. Es la conclusión que extrajeron los sindicatos tras leer con detenimiento los 41 folios de la reforma laboral. El 29 de septiembre será el día, una vez pasado el verano por cuestiones operativas.

"Preparar una huelga general exige entre 20 días y un mes", indicaron a Europa Press las fuentes, que pusieron como ejemplo la última vez que se convocó un paro general en España, el 20 de junio de 2002, durante el Gobierno de José María Aznar. Entonces, dijeron, ya se habló de la huelga casi dos meses antes, en el Primero de Mayo de aquel año.

El 29 de septiembre, al coincidir con las movilizaciones que ese día llevará a cabo en diversos países la Confederación Europa de Sindicatos (CES). Pero serán los líderes de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, respectivamente, los que dirán esta tarde la fecha definitiva.

Los sindicatos consideraron que la preparación de la huelga "va a ser dura" puesto que "va a tener contraprogramadores". De hecho, señalaron que el Gobierno ha retrasado los plazos de aprobación de la reforma laboral "de forma consciente" para agotar su turno de Presidencia en la UE y evitar que el conflicto social estallase antes de abandonarlo.

"Han retrasado el calendario", indicaron, para añadir que daría tiempo legalmente a celebrar la huelga general en junio, pero que en la práctica "los procesos exigen más detalle".

Los sindicatos se referían así a la puerta abierta por el Gobierno a su voluntad de tramitar la reforma laboral como proyecto de ley en el Congreso para dar "seguridad jurídica" al nuevo marco regulador, que modificará leyes clave como el Estatuto General de los Trabajadores, la Ley General de la Seguridad Social y la Ley de Empleo.

Esta tramitación daría al Gobierno más tiempo para negociar con los partidos, que no tendrían que apostar la próxima semana a una sola carta: la de convalidar o derogar definitivamente el decreto-ley que apruebe el Ejecutivo mañana y dilataría la aprobación última de la reforma.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, destacó que la huelga "no es lo más adecuado para el país", punto en el que coincidió el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, quien demandó a los sindicatos que "dejen a un lado el inmovilismo y tengan altura de miras".

El secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, tampoco entiende la huelga, ni que los sindicatos "se resistan" a un reforma que es urgente y ante la que no hay alternativa.

Uno de los negociadores de la reforma laboral, el presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Santiago Herrero, aseveró que el Gobierno debe buscar apoyos entre "los partidos que están en la economía de mercado porque, si lo busca en otros, no tendrá la aprobación de la UE ni de los mercados".

Herrero, vicepresidente de Relaciones Laborales de la CEOE, alertó de que si la reforma no logra la aprobación de la UE y los mercados, "sería gravísimo para la economía española" y recordó al Ejecutivo que tiene un juez inexorable: "los mercados financieros y la UE".

EN RETROSPECTIVA 

5 de abril de 1978. UGT y CCOO se sumaron a la convocatoria de la Confederación Europea de Sindicatos para protestar contra el paro. Durante una hora en 28 países se vivió una protesta ante el desempleo, que alcanzaba niveles del 5% en Europa.

20 de junio de 1985. Primera jornada de huelga general contra un Gobierno de Felipe González (PSOE), convocada por CCOO y fuerzas minoritarias en contra de la Ley de Pensiones, que aumentaba el periodo de cálculo de 2 a 8 años, secundada por 4 millones de trabajadores. El coste fue de 30.000 millones de pesetas.

14 de diciembre de 1988. Más de siete millones de trabajadores secundaron un paro general para la retirada del plan de empleo juvenil y contra la política económica del Ejecutivo de Felipe González. El coste se estimó en 400.000 millones de pesetas.

28 de mayo de 1992. El paro fue de media jornada -excepto en Murcia y Baleares- y pedía la retirada del decreto que recortaba las prestaciones por desempleo y del proyecto de ley de huelga.

27 de enero de 1994. Jornada de paro general en contra de la reforma laboral, por el recorte en las conquistas sociales.

20 de junio de 2002. La última celebrada en España. CCOO y UGT la convocaron contra las medidas de reforma de la protección por desempleo y de la Ley Básica de Empleo, aprobadas por el Gobierno de José María Aznar.

 

  • 1