viernes, 19 abril 2019
00:25
, última actualización
Economía

Los precios bajan por segundo mes consecutivo ante el respiro del crudo

El descenso del precio del petróleo iniciado el pasado mes de agosto logró arrastrar consigo a la inflación, que se redujo en septiembre por segundo mes consecutivo, para situarse en el 4,6%.

el 15 sep 2009 / 15:58 h.

El descenso del precio del petróleo iniciado el pasado mes de agosto logró arrastrar consigo a la inflación, que se redujo en septiembre por segundo mes consecutivo, para situarse en el 4,6%, tres décimas menos, según el indicador del IPC adelantado.

De esta forma, en septiembre la inflación llegó a caer hasta tres décimas y se situó en el 4,6%, según el indicador adelantado del Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) -que recibe este nombre porque mide los precios de manera armonizada con el resto de países de la Zona Euro- publicado ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE), y cuyos datos definitivos se conocerán el próximo 14 de octubre.

Tras conocer este dato, los expertos consultados por Efe lo calificaron de "previsible" y auguraron en los próximos meses, a medida que se mantengan los precios del petróleo, el IPCA continuará la actual senda descendente.

Los precios han bajado en septiembre por segundo mes consecutivo, después de que en agosto el IPCA cayese cuatro décimas hasta el 4,9%, lo que representa el tercer descenso en lo que va de año, después del primer retroceso, de cuatro décimas, registrado el pasado mes de abril, con lo que el índice se colocó en el 4,2%.

Desde septiembre de 2007, el encarecimiento del crudo y de las materias primas a escala internacional ha situado en máximos históricos la tasa de inflación, aunque desde el pasado agosto el barril de Brent, que es el de referencia en Europa, ha pasado de 147 dólares de julio a rondar los 100 dólares en septiembre (el mismo precio que hace un año).

Pese al descenso de la inflación armonizada, el dato adelantado ayer es superior en 1,9 puntos porcentuales al que se registró el mismo mes del pasado año, cuando el IPC armonizado alcanzó tan sólo el 2,7%.

El IPCA adelantado suele coincidir con la tasa definitiva de la inflación española y si varía, lo hace una décima arriba o abajo, sin cambios significativos.

El profesor del IE-Business School Juan Carlos Martínez-Lázaro explicó ayer que "previsiblemente" los países de la Zona Euro sigan la misma línea que España y reduzcan su inflación armonizada. En este contexto, consideró que el Banco Central Europeo (BCE) puede estudiar en el otoño bajar los tipos de interés. Asimismo, espera que el IPCA español acabe el año entre el 3,5 y el 4%, siempre y cuando el precio del crudo se mantenga en los niveles actuales.

Una estimación que también comparte el director de Coyuntura de Funcas (Fundación de las Cajas de Ahorros), Ángel Laborda, quien prevé que la inflación alcance el 3,5% a finales de año, siempre que el petróleo y los alimentos no vuelvan a registrar las "fuertes" subidas de los últimos meses de 2007.

La experta de Caja Madrid Nuria Bustamante afirmó que el abaratamiento del crudo se ha trasladado tarde al precio de los combustibles, de manera que la cifra publicada ayer es ligeramente más alta que la que se calculaba, en lo que coincidió la analista de Fortis Estafanía Ponte.

Fortis esperaba que el IPCA de septiembre se hubiese situado en el 4,4%, mientras que estima que cierre el año en el 4%. Más optimistas se mostraron desde Analistas Financieros Internacionales (AFI), quienes esperan que el IPC armonizado alcance el 3,1% al cierre del año.

El presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, aseguró ayer que el dato "es una buena noticia", aunque recordó que el diferencial con el resto de países europeos sigue siendo "muy elevado", mientras que el PP lamentó la escasa traslación de la bajada del crudo a los precios.

  • 1