lunes, 27 mayo 2019
01:04
, última actualización
Deportes

Peligroso fuera como nunca

El Sevilla de Manolo Jiménez, si algo tiene, es buenos números en la Liga. Y un nuevo récord lo demuestra. El conjunto nervionense, con su triunfo en Riazor, ha batido el registro de victorias a domicilio en la primera vuelta de la Liga.

el 15 sep 2009 / 21:02 h.

El Sevilla de Manolo Jiménez, si algo tiene, es buenos números en la Liga. Y un nuevo récord lo demuestra. El conjunto nervionense, con su triunfo en Riazor, ha batido el registro de victorias a domicilio en la primera vuelta de la Liga, que ha dejado en cinco.

El estratosférico Barcelona, indomable tanto en casa como lejos del Camp Nou, es el único equipo que supera los guarismos del Sevilla como visitante, que hasta el momento son realmente espectaculares. Acumula cinco victorias (0-1 al Atlético, 0-1 ante el Almería, 0-2 en Getafe, 3-4 ante el Real Madrid y 1-3 ante el Deportivo), tres empates (Racing, 1-1, Betis, 0-0, y Mallorca 0-0) y una sola derrota, en Valladolid (3-2), de ahí sus valiosos 18 puntos fuera de casa, que superan, con los mismos partidos de local y de visitante, nueve, los 17 sumados en el Sánchez Pizjuán hasta ahora.

Asimismo, este registro de victorias a domicilio acumuladas en la primera vuelta del campeonato no tiene parangón en la historia del club nervionense. Hasta el momento, la mejor cifra de victorias fuera se había quedado estancada en cuatro, pero el conjunto de Jiménez la situó ayer en una más sumando los tres puntos en La Coruña. Además, cobra valor la estadística teniendo en cuenta que tres de esos cinco triunfos se han logrado ante equipos de la zona alta de la clasificación, como son el Atlético de Madrid, el Real Madrid y el Deportivo.

Como suele pasar últimamente, el actual Sevilla supera los guarismos de una temporada que se ha convertido en la referencia reciente del equipo hispalense, la 2006/07, con Juande Ramos en el banquillo. En aquella temporada el conjunto dirigido por el manchego logró vencer a la Real Sociedad en San Sebastián (1-3), al Celta de Vigo (1-2), al Athletic de Bilbao (1-3) y al Recreativo de Huelva (1-3). Pero, más allá de sus triunfos, sí que mostró más debilidad el Sevilla fuera de casa, de hecho, también acumuló otras cuatro derrotas (ante el Atlético, el Barcelona, el Espanyol y el Zaragoza). Para buscar otros números más o menos similares hay que remontarse a la campaña 2001/02, con Joaquín Caparrós en el banquillo: cuatro victorias, dos empates y cuatro derrotas. Con el utrerano, los triunfos llegaron en Montjuic (2-3), Málaga (1-3), en Vitoria ante el Alavés (0-1) y en Villarreal (0-2).

menos goleado. Los números a domicilio del Sevilla también brillan en el aspecto defensivo, porque con Manolo Jiménez se ha igualado el registro de menos tantos recibidos a domicilio en la primera mitad del campeonato. En este caso son ocho, los mismos que en la campaña 1994/95, cuando Luis Aragonés dirigía los designios blanquirrojos. En la presente, Racing, Real Madrid, Valladolid, y Deportivo son los únicos que han batido a Palop.

  • 1