viernes, 14 diciembre 2018
04:59
, última actualización
Deportes

Pulmones de Nervión

El histórico Enrique Lora, próximo Dorsal de Leyenda, dejó claro que la fuerza y la garra eran sus grandes virtudes. Krychowiak apunta a ser un digno sucesor.

el 14 nov 2014 / 10:29 h.

Lora_Krychowiak_IF Lora y Krychowiak, en el pasillo de las gradas del Sánchez-Pizjuán. Foto: Inma Flores. “A mí me llamaban Siete pulmones y en esta placa está mi nombre”. No es prepotencia, sino orgullo. Enrique Lora, el que fuera capitán del Sevilla y abanderado de la casta y el coraje hace ahora cuarenta años, se presentó con esta frase ante el polaco Grzegorz Krychowiak –una de las revelaciones de esta temporada en el Sevilla– delante de la placa que recuerda a los cien mejores jugadores de la historia del club de Nervión y que está en el pasillo que comunica la puerta uno con el terreno de juego. Allí, en la puerta del vestuario que los dos conocen tan bien, se conocieron y se dieron la mano dos pulmones del Sevilla. Uno ya es histórico y el otro, va camino de serlo. El polaco está prácticamente recién llegado del Stade Reims –estaba ahí pero sólo lo encontró Monchi– y se ha ganado el cariño y el reconocimiento de la afición porque hasta la fecha se está dejando el alma en cada partido. El reportaje íntegro, en la edición impresa de El Decano Deportivo.

  • 1