miércoles, 24 abril 2019
18:37
, última actualización
Deportes

Serra es un fichaje casi imposible, pero Sergi Barjuan es factible

El Betis sondea al actual entrenador del Recreativo. Sus emisarios van con frecuencia a Huelva y el club sabe cómo trabaja y cómo juegan sus equipos. Su esposa, además, es sevillana.

el 07 may 2014 / 23:42 h.

Sergi Barjuan dirige un entrenamiento del Recre, con el exbético Ezequiel a la derecha / J.P. Yáñez Sergi Barjuan dirige un entrenamiento del Recre, con el exbético Ezequiel a la derecha / J.P. Yáñez El Betis todavía no tiene director deportivo, pero dentro de sus limitaciones se sigue moviendo para planificar la próxima temporada de la mejor manera posible. La prueba es que ya empiezan a sonar nombres importantes tanto para la parcela organizativa como para la futbolística. Los actuales dirigentes, por ejemplo, están sondeando la posibilidad de que Lorenzo Serra Ferrer regrese a Heliópolis para ocupar un importante puesto en la dirección deportiva. Para el banquillo, además, piensan entre otros en un técnico cercano, Sergi Barjuan, que está cuajando una muy buena campaña al frente del Recreativo de Huelva y comienza a atraer el interés de la Primera División. Según adelantó este miércoles el diario Marca, los rectores verdiblancos, con el administrador judicial, Francisco Estepa; el presidente, Manuel Domínguez Platas; y el vicepresidente, Fernando Casas, a la cabeza, han tanteado a Serra para un eventual retorno al club donde triunfó en dos etapas. La operación se antoja complicada, por no decir casi imposible. El balear afronta ahora una enorme responsabilidad en el Mallorca, ya que es el máximo accionista (posee el 46%) además de vicepresidente, pero resulta que está peleado con otro accionista principal y actual presidente del club, Biel Cerdá, aunque no son los dos únicos púgiles, porque enfrente tienen otro adversario, el consejero Utz Claasen, que es el segundo accionista de la sociedad. El resultado de todo este caos institucional es que el Mallorca está más cerca de bajar a Segunda B, un año después de abandonar la Primera, que de subir. En estos momentos, el conjunto que ahora entrena Lluis Carreras, sucesor del destituido José Luis Oltra, es quinto por la cola y sólo dispone de un punto de ventaja sobre el Girona, primer equipo en la zona de descenso. Al mismo tiempo, Serra y el Mallorca se enfrentan a un futuro muy incierto, ya que la entidad de Son Moix tiene una deuda de 30 millones de euros que en la práctica equivaldría a su desaparición si consuma el descenso a la categoría de bronce. El exentrenador verdiblanco también era director deportivo pero delegó en el también exbético Toni Prats hace tres meses. En cuanto a Sergi, el diario Mundo Deportivo informó también este miércoles de que el Betis lo contempla como una de las opciones para suceder a Gabriel Humberto Calderón. Heliópolis no es el único destino que está al alcance del exjugador del Barcelona. Su compañero y amigo Luis Enrique, que se marcha al Barcelona, lo ha recomendado al Celta para que ocupe su lugar en el banquillo vigués. En realidad le habría gustado contar con él como ayudante en el conjunto azulgrana, pero Sergi prefiere continuar su carrera en solitario. El club celeste, en todo caso, piensa en otras alternativas, como los argentinos Eduardo Berizzo (exjugador celtiña) y Ricardo Gareca, con quienes ya se ha reunido, según ha desvelado la prensa chilena. Sergi, que pelea por entrar en el play off de ascenso a Primera, ya ha dicho al Recre que no cumplirá el tercer año opcional que estaba incluido en su contrato. El Betis, que manda ojeadores a Huelva con mucha asiduidad, conoce de sobra cómo trabaja el exinternacional y cómo juegan sus equipos. Su modelo, cómo no, es el Barça moderno que implantó Johan Cruyff. Es decir, que coincide en más de un detalle con la filosofía ofensiva que impuso Pepe Mel en Heliópolis. Hay otro detalle que podría acercar a Sergi a Sevilla. En realidad, cerca ya está: vive en un pueblo del Aljarafe. Su mujer es sevillana y él está totalmente integrado en la tierra. La familia de su esposa dispone de una casa en la provincia de Cádiz. Cuando salió del Barça, Sergi analizó los entrenamientos de los equipos andaluces de Primera, entre ellos el Betis, para seguir formándose como entrenador. Se desconoce si su mujer es bética. Su buen quehacer en el decano en los dos últimos cursos, sobre todo el que no ha acabado, hace que suene para otros conjuntos de Primera, como el Granada o el Rayo Vallecano.

  • 1