lunes, 10 diciembre 2018
20:32
, última actualización

Un zafarrancho de 589 obras

El Plan Supera, con 39,2 millones, procedentes del sobrante del ejercicio del año 2012, alcanza su apogeo, con el 58% de obras adjudicadas.

el 08 nov 2014 / 23:35 h.

La mejora de la plaza de Colombí de Alcalá de Guadaíra, la semipeatonalización del casco histórico de La Algaba, la adecuación de la caseta municipal de Benacazón, la rehabilitación de la grada alta del histórico Teatro Cerezo en Carmona o la simple instalación de un ascensor para mejorar la accesibilidad en el Ayuntamiento de Alcolea del Río. La gran mayoría se tratan de obras que llevan varios años acumulando polvo en las estanterías de los despachos de Alcaldía. No por el deseo de los munícipes, que llegaron al poder en 2011 con una situación –la crisis–, una caída de ingresos y unas salidas de emergencia –plan de ajuste, implantado desde Madrid para pagar deudas con los proveedores– que maniataban su radio de acción a mantener el pulso de su pueblo sin alardes de inversión. Sin embargo, el otoño ha florecido en inversión con un zafarrancho de obras en los municipios que, si se habían visto a lo largo del mandato, eran a cuentagotas en la provincia –ahí está el ejemplo de las obras del PER y actuaciones con fondos Feder–. Todo ha venido, de un lado, de la inversión extra llegada de la Diputación de Sevilla denominada Plan Supera I, y, por otro, del tino de los alcaldes, que reclamaron juntos –dejando a un lado sus siglas políticas– la puesta en carga del superávit del que gozaba la institución provincial y así se lo hizo llegar al Gobierno central, que se había mostrado receloso a abrir la mano ante estos remanentes y después decidió tutelar el destino de estos fondos. Cuando en junio pasado la Diputación aprobó en pleno destinar una cuantía de 39,2 millones procedente del superávit de 2012 a obras en los municipios de la provincia, lo único que se miraba como principal escollo era el escaso margen de maniobra: había que llegar a tiempo a los plazos marcados, que indicaban que toda esta batería de obras tenían que estar acabadas, como muy tarde, a principios de 2015. Es decir, mover una maquinaria de redacción de expedientes, licitaciones y adjudicaciones en un tiempo récord. bin_33180812_con_16412343Con todos los expedientes aprobados, un zafarrancho de obras empezó a emerger en octubre. En total, serán 589 las obras que se ejecutarán en la provincia, de las cuales, más de la mitad es decir, un 58,74 por ciento, ya está en marcha. Sólo en el último mes y medio, los consistorios han procedido a la adjudicación de 346 proyectos. En su mayoría, son actuaciones con cierta necesidad. Y, especialmente, desti- nadas a la llamada micropolítica, las que en años de bonanza no se les daba importancia pero que, en la actualidad, son necesarias para el mantenimiento del municipio: arreglo de calles, mejora de alumbrado, colocación de zonas infantiles, actuaciones de rehabilitación y reparación de inmuebles. Es el caso de El Rubio, que ha arreglado la céntrica calle Beata, víctima de un grave deterioro en los últimos años. O en Los Palacios, con la reforma integral de la calle Jesús del Gran Poder. En El Viso, con la mejora del alumbrado público en la calle Málaga. O en Guillena, con la nueva pavimentación y jardinería a la plaza 1º de mayo de barriada de Nuestra Señora del Pilar. Todas ellas obras iniciadas en las últimas semanas con cargo a la primera edición del plan. El reparto de fondos, de hecho, da más peso a la micropolítica. No es tiempo de proyectos faraónicos y tampoco lo permitiría la fórmula pactada para la distribución del dinero sobrante de 2012. El 54,7 por ciento de los proyectos es para obras inferiores a los 30.000 euros. Y sólo hay 19 proyectos (3,2 por ciento) superiores a 242.000 euros. De estos últimos que cuentan con un importe superior al habitual destacan la adecuación del parque SE-40 en Dos Hermanas, que se lleva 1,5 millones de euros; el ya citado del teatro Cerezo de Carmona; las obras de reurbanización del paseo Juan de Dios Soto de Gines o la reforma de la plaza de la barriada Juan XXIII de Villamanrique de la Condesa.

  • 1