La noche en la que «la más grande» volvió a Sevilla

12 may 2022 / 08:31 h - Actualizado: 12 may 2022 / 08:33 h.
"Rocío","Teatro","Historia","El Amor","Historia","La Pasión","Cartuja Center","Musical","Eurovisión"
  • La hija de Rocio Carrasco presenta el espectáculo «Mujeres cantan a Rocío Jurado» este miércoles en el Cartuja Center, en Sevilla, en el que 17 cantantes, entre ellas Marta Sánchez, Pasión Vega o Argentina, rinden homenaje a la artista de Chiclana de la Frontera tres décadas después de su actuación en la inauguración de la Expo 92. EFE/José Manuel Vidal
    La hija de Rocio Carrasco presenta el espectáculo «Mujeres cantan a Rocío Jurado» este miércoles en el Cartuja Center, en Sevilla, en el que 17 cantantes, entre ellas Marta Sánchez, Pasión Vega o Argentina, rinden homenaje a la artista de Chiclana de la Frontera tres décadas después de su actuación en la inauguración de la Expo 92. EFE/José Manuel Vidal

"La más grande", el apelativo que Rocío Jurado se ganó a pulso durante su carrera, ha vuelto este miércoles a Sevilla, gracias a la iniciativa de su hija Rocío, promotora de un concierto que ha llenado el Cartuja Center con 16 voces distintas, cada una en su estilo.

Igual que en la primera parte de este espectáculo, el pasado 8 de marzo en Madrid, la propia Rocío Carrasco se ha encargado de presentarlo desde el escenario, intentando dominar la emoción ante un público que se ha hecho mil fotos ante los trajes que su madre lució a pocos metros, en el auditorio que ahora lleva su nombre, en la Expo'92.

Esos trajes, que Rocío Jurado llevó en el espectáculo 'Azabache', han estado expuestos en el hall del teatro, y es que el concierto se ha concebido como parte de los homenajes en recuerdo de la Expo, que en abril cumplió 30 años, por lo que "para mí, y para mi madre, es como volver a casa", ha explicado la hija de la chipionera desde el escenario.

Han sido artistas con estilos y timbres de voz distintos, cada una haciendo un homenaje a su forma, y solo el espíritu de Rocío Jurado podría hacer que Robin Torres, la más perfecta intérprete de las canciones de Mecano, con permiso de Ana Torroja, haya abierto el espectáculo dando su estilo a 'Todo se derrumbó dentro de mí'.

La noche no había hecho más que comenzar, cuando la sevillana Esperanza Fernández, flamenca de las de siempre, de las que con una guitarra y su voz es capaz de llenar un estudio, se echó a los hombros su versión de 'Sevilla', dando paso a Rosa, la "Rosa de España", que devolvió a los españoles la pasión por Eurovisión en 2002, con su 'Como una ola' en una garganta granadina.

"Os voy a presentar a la voz más impresionante que he conocido", ha dicho Rosa al despedirse, para que, desde su provincia vecina de Jaén apareciese en el escenario Roko, con un clavel en la voz tan rojo como su traje, el mismo color que ha teñido el escenario con sus focos.

La noche ha dado para mucho, para que Anabel Dueñas, que recorre España con el musical 'Qué no daría yo por ser Rocío Jurado' se echase a las espaldas 'Déjala correr'; Sara Sánchez desease bailando que 'Muera el amor', o una 'Señora' inundase todo el teatro en la voz de Pasión Vega.

Con un traje negro inmaculado, obra del diseñador andaluz Antoné Ballester, aparecía en escena la cantaora onubense Argentina, acariciando su versión de 'Punto de partida', haciendo vibrar -literalmente- un teatro que la esperaba tras verla cantar el mismo tema, compuesto por Juan Pardo, el 8 de marzo en Madrid, por obra y gracia de la idea de Rocío Carrasco.

Ha tardado en irse, entre sus lágrimas "porque me emociono pensando que nunca la conocí, pero ahora estoy aquí con su canción, como más cerca puedo estar de ella", y ha abandonado el escenario para que llegase 'Ese hombre', con Lola Vendetta en estilo puro.

Tras ella, María Carrasco preguntándose 'Qué no daría yo', Lorena Gómez explicaba la historia de su amante amigo, y María Toledo, que, acostumbrada a cantar sola con un piano, esta vez estaba 'Solita en mi balcón'.

María Terremoto explicaba por qué 'Se nos rompió el amor', a pesar de 'Como yo te amo', la réplica de Marta Sánchez, para llegar al fin de vista con Genara Cortés, Felipa del Moreno y La Fabi desplegando su música 'Como las alas al viento'.

La fórmula funciona, y ahora solo falta saber si tendrá continuación esta iniciativa para que el homenaje a Rocío Jurado por parte de su hija recorra más escenarios, vista la respuesta que gente de distintos puntos de España ha dado hoy para desplazarse a la capital andaluza y ver cómo una mezcla de voces unida en torno a una misma artista puede ser un gran espectáculo, aunque para eso la inspiración tiene que tener su origen en unas pocas, o quizás solo una, la más grande.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla