Menú
  • 1

Ganar visibilidad y mercado exterior

Un grupo de propietarios de hoteles franquiciados de Accor relatan en primera persona qué les llevó a esta colaboración y cuál está siendo el resultado de la misma

27 jun 2015 / 21:23 h - Actualizado: 27 jun 2015 / 21:24 h.
"Empresas","Hostelería"
  • Alexandre Guenant, Laurent Gauze y los hermanos José Francisco y Carlos Santos. / José Luis Montero
    Alexandre Guenant, Laurent Gauze y los hermanos José Francisco y Carlos Santos. / José Luis Montero El Correo

Tras cada propietario de hotel hay una historia que motiva por qué se inició la relación de colaboración con Accor Hotels. Algunos de los asistentes acumulan años de confianza mutua, otros se encuentran justo ahora en proceso de remodelación de sus hoteles para comenzar a operar bajo su nueva marca amparada por el paraguas de Accor, otros suman bajo esta fórmula varias marcas. He aquí el relato en primera persona de qué les llevó a tomar esa decisión y cuál ha sido el resultado.

Alexandre Guenant atesora seis años de colaboración, pero prácticamente es uno más del grupo, pues comenzó siendo director de Accor en diversos hoteles Ibis españoles, primero en Barcelona, Valladolid y Madrid. «Conocía bien el grupo y sus marcas por la experiencia que tenía y pensé, ¿por qué no hacerlo por mí mismo?». En 2009 compró dos hoteles a la cadena NH en Arganda del Rey y Alcalá de Henares (Madrid) que se transformaron en Ibis. Lo que más valora de Accor es su «aportación profesional», lo que da seguridad, agrega, tanto al hotelero como al cliente.

«20 años el primero de julio». Es el aniversario de la relación que Laurent Gauzemantiene con Accor. Con nueve hoteles en España y diez en Francia, destaca de la misma el «carácter internacional» de la compañía, un mercado que abarcan con Ibis e Ibis Budget, mientras que para el cliente local mantienen la suya propia. En España firmó su primera franquicia en 2006.

José Francisco y Carlos Santos son, además de hermanos, gestores del hasta hace poco hotel Convención de Madrid, un establecimiento de cuatro estrellas con 790 habitaciones que se remonta al año 1978. «Hace un año y medio empezamos a buscar un partner para tener más visibilidad en el extranjero». A partir de noviembre volverá a abrir sus puertas tras las obras de remodelación que se están realizando en estos meses –y que sumarán una inversión de 30 millones de euros– y ya lo hará como Novotel Madrid Center, un hotel enfocado, además, al segmento de convenciones y congresos.

Guillermo Pérez, con cinco hoteles en gestión entre Madrid y La Rioja, cuenta que hace cuatro años se tomó la decisión de «tener una marca» porque el acceso a diversos mercados estaba limitado y «entendimos que el soporte de una marca era fundamental» porque en Madrid, ejemplificó, «el 70 por ciento de nuestros clientes es extranjero». El hotel Ibis Styles Madrid Prado, a su cargo, cuenta con una tasa de ocupación del 96 por ciento y eso, agrega, que tiene uno de los precios más altos de un tres estrellas. «Decidimos renunciar a nuestra propia personalidad porque con el modelo de franquicia debes reducir tu ego, pero da herramientas que hay que saber utilizar» y también existe cierta flexibilidad. ¿El resultado? «Es inmediato. Hay subida de precio, pero también reconocimiento y más exigencia del cliente», explica.

En Lisboa Altaf Siddik es propietario de dos hoteles de cuatro estrellas. Tras una mala experiencia al ceder la gestión de uno de ellos a otra empresa, decidieron intervenir para recuperarlo y ponerlo al día durante 30 meses. Una vez transcurrido ese tiempo, confió en Accor para que cogiera el testigo, «una marca de confianza para que nos ayude a consolidar nuestra posición en el futuro». ~


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Edictos