domingo, 12 julio 2020
18:58
, última actualización
La aventura del misterio

Encuentros imposibles en la ‘Base Encantada’

Sucesos extraños e imposibles en cuarteles y bases aéreas militares españolas hay muchos pero muchos son también los silenciados, de alguno de ellos les quiero hablar sabiendo que son “oficialmente imposibles”.

31 may 2020 / 04:25 h - Actualizado: 29 may 2020 / 09:26 h.
"Ocio","La aventura del misterio","Cercanías"
  • Encuentros imposibles en la ‘Base Encantada’

Desde hace unos años, la Base Aérea de Morón de Frontera está dando que hablar no por su quehaceres diarios en tareas militares sino por los muchos testimonios que se están acumulando y en los que se relatan extrañas experiencias sucedidas en la base y en sus instalaciones. Impresionantes vivencias acaecidas dentro o en las cercanías de la Base Aérea de Morón de la Frontera, en la provincia de Sevilla y que no se sabe bien por qué razones se ven silenciadas y oscurecidas por los mandos de esta base....

Mucho se ha comentado en torno a los fenómeno ufológicos registrados en la base y muchas han sido las sorpresas, artículos y comentarios que se han vertido sobre este particular, pero parece que otro tipo de fenomenología se está dando al unísono (¿o tal vez relacionado?) en esas mismas instalaciones y que nada tiene que ver con OVNIs y fenómenos análogos. Nos estamos refiriendo a unas excepcionales experiencias que van más allá de la muerte...

Nos encontramos con diferentes sucesos que han ocurrido en la base y que han hecho de esta que goce de gran popularidad. Una de las fuentes principales de todo este affaire viene de la mano del investigador local Miguel Alcaráz Paredes y de Carmen Pina que son las personas que filtran ese informe y/o declaración del soldado afectado (a ellos la gloria o no de este caso). Nos han llegado y hemos entrevistado a diferentes testigos, soldados de la base en su día, que nos hicieron llegar sus experiencias en la misma.

Encuentros imposibles en la ‘Base Encantada’

Ambos investigadores narraban lo siguiente:

Nuestro primer testigo nos cuenta como estando de guardia en los polvorines americanos y con clave FAISÁN 2 sintió de repente un gran temor, el perro estaba nervioso e inquieto y de repente comenzó a sentir voces en las inmediaciones, unas voces que parecían no proceder de ningún sitio. Con gran temor el soldado llamó a base e informó del suceso. De inmediato se incorporaron dos solados que observaron el gran estado de nerviosismo que mostraba aquel soldado. Estando allí estos dos nuevos soldados el perro se mostró en actitud agresiva y de ataque, decidieron soltar al perro guardián pero no había avanzado más de dos metros cuando volvió con el rabo entre las piernas y totalmente atemorizado...

La zona estaba fuertemente iluminada y los tres soldados notaban como una presencia en el lugar pero allí no había nadie, y por supuesto no seáis tan ilusos de creer en un grupo de chicos bromeando a los soldados, es una estupidez. El suceso fue tremendamente impactante para los soldados que incluso uno de ellos llegó a montar el Z70 en previsión de posibles problemas con un “enemigo” desconocido...

En otro relato se nos informa como en cierta ocasión cerca de polvorines americanos el soldado de guardia informó alterado como había visto correr por la zona a un ser de 1´50 que se escondía entre los matorrales .Un ser amorfo, pequeño y cabezón, de apariencia extraña...Acudieron al lugar un cuerpo de rastreo de diez solados al mando de un alférez de la base. Los matorrales tenían una altura de 1´70 metros y el alférez dio orden de peinar aquella zona a los soldados. Tras unos instantes se pusieron manos a la obra y la zona quedo peinada al cabo de las dos horas. No se encontró nada. A la mañana siguiente se encontró aquella misma zona rastreada de forma esquilmada misteriosamente. nadie supo jamás lo sucedido allí... Horas antes con matorrales de altura y horas después misteriosamente podada...

Sucesos en los pabellones

Los incidentes continúan y tenemos extraños sucesos en los pabellones. El más curioso sucedió cierta noche cuando un cabo acompañado de un soldado daban una vuelta por la base y observaron las luces de un pabellón de entretenimiento encendida. El pabellón son dos pisos independientes. Es decir que no se comunican y cuando sales del primero subes unas escaleras y te diriges al segundo donde existen unos billares y otros accesorios de ocio.

Para apagar la luz del barracón debías atravesar la estancia completa, apagar y volverte a oscuras. El soldado obedeció la orden de ir a apagar aquella luz. Entre en el barracón y la pagó. Salió y cuando se subió en el todoterreno la luz se volvió a encender.

El cabo se sorprendió y volvió a enviar al soldado a apagar la luz que volvió a desconectar la luz del barracón. Cerró la puerta no sin antes de todo haber inspeccionado el lugar y haberse asegurado que en el lugar no había absolutamente nadie. Tras haber apagado la luz volvió a cerrar aquella puerta y montado en el auto para de nuevo ver como se encendían las luces. Hasta en cuatro ocasiones apagaron la luz del barracón, al cuarto intento la luz quedó apagada...pero a la vuelta de nuevo parecía encendida. En el libro de visitas no figuraba nada previsto para aquella noche en esa instalación pero aquella luz desde siempre ha sido el enigma de la base. ¿Quién acciona la luz?¿Quién juega con el cuerpo de guardia de la base? Este hecho e tan real como irrefutable. Nadie supo ni sabe quién acciona y juega con esa luz...

Más sorpresas

Las sorpresas de la Base Aérea de Morón de la Frontera y de ese barracón prosiguen en nuevos relatos que nos narran como en otras inspecciones al lugar han sido advertidos de luces y sombras en esta instalación. Al visitar los soldados guardia la instalación han comprobado como las luces estaban encendidas y las bolas de billar moviéndose como acabadas de impulsar sobre el verde tapete de la mesa...pero en el barracón no había nadie. Volvieron a apagar las luces y guardadas las bolas de billar para comprobar minutos después como las luces volvían a encenderse y las bolas de billar seguían moviéndose como si la partida continuara jugándose sobre el tapete del billar... Parece un relato de misterio-terror pero es una realidad constatable.

Un extraño suceso ocurrió cerca de una torre de vigilancia llamada “Kalahari” por su evocación a las torres de los safaris. En estas inmediaciones informó un soldado de vigilancia que sentía sonar un teléfono...En la base no le concedieron mucha importancia pero la insistencia del soldado hizo acudir a una patrulla de tres soldados y un sargento que hacía aquella noche de oficial de guardia .Estando allí el sonido del teléfono no se oía pero al cabo de unos minutos todos sintieron el “rinrineo” del aparato. El sargento dio orden de buscar el aparato incluso llegando a mirar muy cerca de la valla de la instalación militar. No se halló el teléfono pero se comenzó a pensar en enviar a una patrulla al exterior para ver si lo hallaban pese a saber que la autorización pasaba por un proceso muy burocrático y que podía tardar varias horas en aceptar la misma. El sonido era persistente y todos creyeron que podía tratarse del teléfono de la torre.

El sargento replicó que aquel teléfono ya no se usaba, que no tenía línea y que incluso tenía los ¡hilos cortados! Tras debatir quién subía se decidieron el sargento y un soldado, llegaron arriba y comprobaron cómo efectivamente el aparato se encontraba en la torre del “Kalahari” y como no tenía línea. Llegando a descolgar el auricular y comprobar que no emitía sonido. Pero la sorpresa surge como en su presencia el teléfono -que tenía los hilos cortados- vuelve a sonar quedando ambos estupefactos, descolgaron el auricular y solo oyeron una risa nerviosa al otro lado...de ninguna parte. Es otro suceso ocurrido en la Base Aérea de Morón de carácter irrefutable.

Serían algunos de los sucesos ocurridos en estas instalaciones militares, por supuesto que no faltan las extrañas luminiscencias y otros fenómenos extraños.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016