viernes, 18 octubre 2019
12:03
, última actualización
Economía

Los plazos de la torre Pelli se alargan

Los trabajos en el complejo del rascacielos se prolongarán, al menos, tres o cuatro meses.

el 25 ene 2015 / 12:00 h.

Imagen que presentaba ayer el rascacielos diseñado por el arquitecto César Pelli. / Manuel Gómez Imagen que presentaba ayer el rascacielos diseñado por el arquitecto César Pelli. / Manuel Gómez El 3 de mayo de 2014 responsables de La Caixa aseguraron en una rueda de prensa que la torre Pelli estaría acabada a finales de ese año. Después indicaron que sería en el primer trimestre de 2015 y, ahora, según los responsables de los trabajos, éstos se prolongarán hasta mayo o junio en algunas zonas y, en el mejor de los casos, hasta marzo en la propia torre, que quedará «en bruto» a la espera de la instalación de las oficinas y del hotel de Hotusa, que todavía no tiene el visto bueno de la Junta. El Caixafórum, situado en estos edificios, al otro extremo de la torre, ni siquiera tiene fecha de inicio y sus obras se prolongarán dos años. Una demora que, por otro lado, no es de extrañar tras la llegada de la crisis y el cambio de dueño –bancario– de la torre diseñada por César Pelli. Foto: Manuel Gómez. Foto: Manuel Gómez. A mediados de 2014 todo indicaba que el rascacielos (cuya primera piedra se puso hace ocho años) iba a estar listo en el segundo semestre de 2014, con cuatro años de retraso, pero las obras se complican. Por ahora, los trabajos en el interior de la torre están en su última fase, al igual que en el parking, pero «los retoques finales los alargarán, en el mejor de los casos, hasta febrero o marzo». «Al final de las obras las constructoras pisan el acelerador y no se ejecutan bien las cosas, de ahí que haya ventanas que no cierren o detalles a arreglar», indicaron las fuentes consultadas. Por ello, en febrero o marzo el edificio de 178 metros quedará «para entregar». La distribución de las oficinas y la adecuación de interior correrá a cargo de las empresas que se instalen. Lo mismo hará Hotusa con su hotel si finalmente obtiene el permiso de la Junta. Imagen que presentaba ayer el rascacielos diseñado por el arquitecto César Pelli. / Manuel Gómez Paimed instaló las láminas bajo la tierra donde se ha plantado ya, en el techo de los edificios podio. / El Correo Por otro lado, en el exterior de la torre, empresas como Paimed han instalado las láminas sobre las que se ha plantado la cubierta vegetal –en 16.000 metros cuadrados– y Escofet1886 suministra el mobiliario y el pavimento (como ya adelantó este periódico)de las zonas peatonales. César Pinilla, delegado en Andalucía de esta firma catalana, aseguró a esta redacción que el fin de la instalación no será «antes de mayo o junio». La duda está en si la torre se inaugurará simbólicamente cuando terminen los primeros trabajos en su interior (antes de que se llene de inquilinos) o si se esperará a que su entorno y los edificios podio estén acabados. La reurbanización de la zona, además, es otro de los asuntos pendientes.

  • 1