Facebook Twitter WhatsApp Linkedin Copiar la URL
Enlace copiado
Actualizado: 12 feb 2024 / 14:42 h.
  • El presidente del Partido Popular, Alberto Núñez Feijóo, asiste al minuto de silencio en el Ayuntamiento de Barbate. Francisco J. Olmo / Europa Press
    El presidente del Partido Popular, Alberto Núñez Feijóo, asiste al minuto de silencio en el Ayuntamiento de Barbate. Francisco J. Olmo / Europa Press

Alberto Núñez Feijóo se desplazó este lunes a Barbate, la localidad gaditana donde dos guardias civiles murieron el viernes embestidos por una narcolancha, para acudir al minuto de silencio que se guardó en el Ayuntamiento y reunirse con sindicatos y asociaciones de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. La visita se produce también en plena resaca de la polémica dentro del PP a cuenta de las informaciones y las declaraciones recientes del propio Feijóo que apuntan a que su dirección analizó a fondo la amnistía que Junts exigió, y a que no cerraría la puerta a los indultos -incluido a Carles Puigdemont- si se prudejaran una serie de condiciones, la primera entregarse a la Justicia.

Todas esas novedades en el discurso de la cúpula popular, a seis días de las elecciones gallegas y en medio de una fuerte oposición contra el Gobierno de Pedro Sánchez, ha descolocado por completo al partido. Este lunes no hubo comité de dirección ni rueda de prensa, y Feijóo se desplazó a Barbate. Por la tarde volverá a Galicia a hacer campaña.

En Cádiz aseguró que su partido “trabajará para que no se olvide lo ocurrido” en el campo de Gibraltar y, sobre todo, aseguró, para que algunas cosas cambien de inmediato. Después de hablar con el presidente de la Junta, Juanma Moreno, y contrastando los trabajos con sindicatos y organizaciones, Feijóo anunció dos propuestas: declarar “zona de especial singularidad” todos los municipios del Estrecho y que los “sumarios especialmente graves se trasladen a la Audiencia Nacional”.

Sobre la declaración aseguró que eso implicaría contar “con todas las unidades que se requiera, beneficios retributivos que conlleve, medios humanos y materiales que signifique” y asumir, por tanto, un incremento del gasto público en la medida que sea necesario. “No debemos esperar meses para eso, sino actuar de forma inmediata”. Sobre la Audiencia Nacional, Feijóo explicó que al verse con los jueces que actúan en todos esos municipios, “y que lo hacen con determinación” atestiguó, y recabar testimonios de profesionales de la Justicia, el PP considera que hay muchos de estos casos de narcotráfico y que conllevan también investigaciones a nivel internacional, que deben derivarse a la Audiencia Nacional.

“En la Audiencia tienen medios y recursos para enfrentarse a estos casos. Están acostumbrados a trabajar con casos de terrorismo, de delincuencia organizada... Y en este caso entendemos que los sumarios especialmente graves deberían trasladarse”, detalló Feijóo.

“Marlaska no puede seguir en Interior”

Tras reprochar que el presidente del Gobierno aún no haya visitado la zona y criticar que el día del luto acudiera “a una fiesta del cine” (en referencia a los Premios Goya, que tuvieron lugar en la noche del sábado en Valladolid), Feijóo insistió en que tras lo ocurrido “no vale con reprobar” al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, “que será reprobado” confirmó (el PP podría hacerlo en el Senado con su mayoría absoluta, además de intentar promoverlo en el Congreso). “Le pedimos que se vaya. Y lo hacemos con absoluto respeto, pero entendemos que no puede seguir siendo ministro del Interior”, dijo el líder popular.

“Ya son muchos asuntos oscuros. Y hablo de la valla de Melilla, hablo de la información a la que habrían accedido los entornos de los presos de ETA... Ahora una ausencia absoluta de medios necesarios para luchar contra el crimen organizado”. “Mañana es martes y hay Consejo de Ministros. Marlaska no debería estar en él”, zanjó.