Menú
Crónicas dominicales

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?

La Torre Pelli-Sevilla ahí está, ya se acabó la polvareda del impacto visual como se terminó la de la Torre Eiffel y la de la pirámide acristalada pegada al Museo del Louvre. Ahora esperemos que a Torre Sevilla le nazcan hermanitos, como en Madrid esta semana

23 oct 2022 / 04:00 h - Actualizado: 23 oct 2022 / 04:00 h.
"Ayuntamiento de Sevilla","Infraestructuras","Urbanismo","Isla de la Cartuja","PGOU","Crónicas dominicales","Torre Sevilla"
  • Vistas de las torres diseñadas por Bernardo Fort-Brescia (a la derecha), y César Pelli, de 216 y 180 metros, respectivamente. / El Correo. Maquetas de diciembre, 2006.
    Vistas de las torres diseñadas por Bernardo Fort-Brescia (a la derecha), y César Pelli, de 216 y 180 metros, respectivamente. / El Correo. Maquetas de diciembre, 2006.

Dos nuevas torres gemelas de 24 plantas se han estrenado esta semana en Madrid. En ellas hay más de 600 viviendas con los últimos equipamientos. A ver si seguimos, aunque sea algo, el rastro de la capital de España y si es posible con la instalación de más empresas, como en Torre Sevilla.

Vamos por orden. El origen de Torre Sevilla se remonta a los años 90, con Soledad Becerril de alcaldesa. Años más tarde, se firma un proyecto que nos lo ha recordado la aún reciente muerte del arquitecto Ricardo Bofill, un proyecto que encabezó llamado Puerto Triana que se firmó en 2005, ya con Alfredo Sánchez Monteseirín en la alcaldía. La Agencia Europa Press recogió así la noticia en marzo de 2005 bajo el encabezamiento, “Ayuntamiento firma con las cajas de ahorro y Agesa los convenios que permitirán el desarrollo de Puerto Triana. Se convocará un concurso de ideas para la construcción de un «hito arquitectónico» en esta «puerta» de la Isla de la Cartuja”.

De aquel proyecto Torre Triana a Torre Sevilla

“El proyecto Puerto Triana -notificaba EP- quedó hoy desbloqueado después de que el Ayuntamiento de Sevilla firmara con sus promotores, El Monte y Caja San Fernando, y Agesa (gestora de los bienes de la Exposición Universal de 1992 y propietaria de los suelos) los convenios urbanísticos que permitirán su desarrollo, según se estima, a partir del próximo septiembre. El alcalde de la ciudad, Alfredo Sánchez Monteseirín; la presidenta de Agesa, Carmen Rodríguez; el presidente de El Monte, José María Bueno Lidón; y el concejal de Urbanismo, Emilio Carrillo, suscribieron hoy estos acuerdos, que afectan a una superficie de 214.629 metros cuadrados en el sector sur de la Isla de la Cartuja. Se trata, según destacó Carrillo, de un «espacio emblemático que tiene que ser mirado de forma singular». Así, explicó que el convenio reserva la mayor parte del suelo, alrededor de unos 143.000 metros cuadrados, a espacios verdes, zonas ajardinadas y viario público, al tiempo que se recuperará el Pabellón de la Navegación como espacio lúdico y cultural”.

En concreto, la presidenta de Agesa aseguró que la sociedad estatal se ha comprometido a invertir seis millones de euros en la revitalización de este pabellón como «espacio cultural de calidad para el disfrute de todos los ciudadanos», lo que calculó que podría ser una realidad en el verano de 2006. Con este convenio, que se tramitará como modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) vigente con el fin de lograr un desarrollo más rápido del que supondría esperar a la aprobación del nuevo Plan a finales de este año o principios del próximo, se permitirá una edificabilidad máxima de 68.000 metros cuadrados, de los cuales 48.000 se destinarán a usos comerciales y el resto para oficinas, espacios hoteleros y servicios terciarios. En el subsuelo de esta misma parcela, se crearán unas 4.000 plazas de aparcamientos, de las que tres cuartas partes estarán vinculadas a los edificios y el resto se gestionarán en rotación.

En cuanto al edificio de oficinas, el despacho de EP indicaba que el presidente de El Monte apuntó que el «compromiso» con el Gobierno municipal se centra en convocar un concurso de ideas, con una lista cerrada de arquitectos (de la que sólo desveló el nombre de Ricardo Bofill). Así, aseveró que será «bastante libre para que nos puedan sorprender», aunque, en su opinión, la construcción debe resultar «funcional y a la vez emblemática para la ciudad». A este respecto, el alcalde señaló que «la Torre Bofill o algo parecido se va a hacer como hito, y lo demás está por definir» mientras que el concejal de Urbanismo, tras señalar que el Ayuntamiento «aplaudirá todo lo que suponga un edificio en altura», animó a los promotores a que «sean valientes y rompan moldes» en este sentido, puesto que se situará en «la puerta» de la Isla de la Cartuja. De otro lado, Carrillo recordó que en el convenio se establecen una serie de aportaciones de los promotores que contribuirán a poner en marcha nuevas infraestructuras y equipamientos en la ciudad. La nota de EP era más amplia, a destacar que IU daba su visto bueno a través de Paula Garvín.

Aquello no salió del todo adelante tal y como se anunció. En julio de 1999, Becerril perdió las elecciones municipales y entró como alcalde Alfredo Sánchez Monteseirín. El proyecto quedó en el aire y en el 2000 la empresa TrizecHahn lo abandonó pero no se detuvo del todo y fruto de ese empeño fue la iniciativa que en 2005 daría lugar al rascacielos Torre Pelli -hoy Torre Sevilla- que se disputó el triunfo con otro más, la torre de Bernardo Fort-Brescia porque la otra torre, la de Alejandro Zaera, muy flamenca ella, fue desestimada antes. De todas formas, estas líneas están acompañadas por las tres.

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Imagen-recreación del proyecto Puerto Triana propuesto por Alejandro Zaera, cuya torre medía 187 metros y se inspiraba en un traje de flamenca./ El Correo.

Pilar Choza, publica en El País un reportaje el 12 de diciembre de 2006 al que coloca esta cabecera: “Un gigante emerge en la llanura sevillana” (titular). “Tres arquitectos compiten por construir la torre que albergará la sede de Cajasol en Sevilla” (subtítulo).

Dice la periodista: “Una ley no escrita sostiene que ningún edificio de Sevilla puede ser más alto que la Giralda (97 metros). Ya no. Tres proyectos arquitectónicos compiten por la construcción de una torre que superará con creces la altura del antiguo alminar almohade. El rascacielos albergará la sede de Cajasol, la entidad resultante de la fusión de las dos cajas de ahorros de Sevilla (El Monte y San Fernando). Los proyectos que quedan en liza, del madrileño Alejandro Zaera, del argentino César Pelli y del peruano Bernardo Fort-Brescia, se someten desde ayer hasta hoy a examen. El proyecto de Pelli, el más sobrio, mide 178 metros. El de Zaera, de 187 metros, juega con el arraigo cultural en Sevilla (simula un traje de flamenca). La torre de Fort-Brescia es una gran ele de 216 metros”.

Como se puede deducir, la torre elegida fue la más baja de las tres. Por aquel tiempo, un alto dirigente de El Monte a quien reproché que no se hubiera elegido la más alta, me respondió: “Hemos elegido la más baja y fíjate la que se está formando, imagínate si nos decidimos por la más alta”.

“El proyecto de Pelli era de canon clásico. El de Fort-Brescia es estilizado y el más innovador. Destaca por su esbeltez. El de Zaera es el más estudiado, tanto tecnológica como técnicamente», opinaba el alcalde, Monteseirín. En el camino se quedaron los proyectos del japonés Isozaki y los franceses Valode & Pistre. La propuesta de Alejandro Zaera pretendía ajustarse al arraigo cultural andaluz. La torre que ha diseñado insinúa un traje de volantes y utiliza materiales tradicionales de la artesanía sevillana. «El edificio se cubrirá con una piel de cerámica vidriada de colores verde y blanco, como si fuera un patrón de un mosaico andaluz», explicaba Zaera, que señalaba la silueta como el elemento distintivo de su proyecto. El resto de concursantes también ha huido de los grandes muros de cristal habituales en los rascacielos. El rechazo al calor y la preocupación por el medio ambiente han sido las razones fundamentales de este planteamiento. «Nuestro edificio tiene un único lado de vidrio que mira al norte. Así, el sol entra sin crear una carga energética excesiva sobre el edificio», razonaba el peruano Bernardo Fort-Brescia. El proyecto de su estudio, Arquitectónica, presenta una gran ele que parte de la superficie, «como parte del entorno», según él mismo describía. Pelli planteaba construir una torre «delgada y angosta» con una planta elíptica, cuyo techo será fotovoltaico y cuyas paredes de cristal estarán protegidas por celosías de madera reciclada. «Es una torre simple, pero que no es estática. Parece un baile», explicaba el arquitecto -según El País-, que en la base del edificio ha proyectado una calle «sevillana», con «naranjos y plantas de jacarandá«, en la que irán ubicados los negocios. Pelli propone, además, construir un jardín sobre los edificios de las tiendas.

El País terminaba diciendo: “Sevilla contará también con el trabajo de cuatro grandes firmas arquitectónicas para otro proyecto: Norman Foster, Arata Isozaki, Jean Nouvel y Guillermo Vázquez Consuegra urbanizarán el espacio que hoy ocupa la fábrica de Cruzcampo en el barrio de Nervión”. Veremos. Ya han pasado casi veinte años. Paciencia, aunque parece que ese espacio cultural e histórico se quedará así, es de justicia.

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Torre Puerto Triana/Arquitectónica - 225 metros. El Correo. / https://www.verpueblos.com/andalucia/sevilla/sevilla/foto/186860/
Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Torre Sevilla, de 180 metros, diseñada por César Pelli. / https://www.skyscrapercity.com / El Correo.

Las hermanas de Torre Sevilla

Como se ha dicho, Torre Sevilla se deriva del proyecto promovido por las cajas de ahorros El Monte y Caja San Fernando, que acordaron su fusión en diciembre de 2006 para formar la caja de ahorros Cajasol, que estaría operativa en 2007. ​ La caja se integró en marzo de 2012 en el banco Caixabank, ​ actual propietario de la torre. Entre 2015 y 2018 la torre se llenó de empresas, incluyendo un gran hotel en sus zonas más altas.

En la web https://hiretail.es/actualidad/se-proyectan-dos-rascacielos-mas-en-sevilla/, los días 27 y 28 de julio de 2021 tenía lugar este coloquio entre algunos de sus usuarios:

■ Hace unos meses salía en un periódico que había unos empresarios madrileños y de Dubái interesados en levantar dos torres alrededor de la torre Pelli, una de 100 y otra de 200, para oficinas y viviendas. Hoy en el abc se recoge la noticia y se da incluso nombres de empresarios y lo que costaría la operación, unos 400 millones para que la torre Pelli tenga dos nuevos hermanos. Apareciendo el nombre de Dubái no me creo nada, pero ojalá se hiciera y viéramos un clúster en la cartuja con estas tres torres, por no decir de 200 metros estaríamos hablando ya de palabras mayores, aunque Pelli tenga 180. A ver en que queda.

■ Esa noticia es una tonteria. Algo con lo que rellenar hueco en el periódico. Como mucho un empresario buscando subvenciones para ganarse unos euros , pero sin que se llegue a nada. El terreno de Triana , junto al Centro de salud , dudo que permita construir más allá de PB + 3 plantas . Y a lo mejor ni eso. Y la parcela de las banderas es de la Junta, no de ese señor. Así que lo dicho, todo un brindis al sol. Además, hay moratoria de construcciones en altura en nuestra ciudad. Dudo que nunca vea en vida la construcción de otro rascacielos en Sevilla, y desde luego no en la cartuja.

■ La verdad es que todo muy bonito, pero sabiendo lo que costó que saliese Torre Sevilla adelante, no sé, un milagro tendría que pasar para que estas torres salieran adelante. Pero vamos, que es todo bastante raro...

■ Más que un proyecto sólido pinta a una idea o propuesta que se ha lanzado como globo sonda, aunque no sé si podría haber un apoyo económico detrás. En todo caso parece que sin una modificación del PGOU será imposible, así que todo quedará en el tejado del Ayuntamiento.

En las webs que vengo citando una de sus noticias principales hacía referencia a que “Sevilla podría tener 3 rascacielos más (uno de ellos ya está en marcha)”, algo de lo que ya informaba Andrés N., el 14 de abril de 2022.

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Recreación de los tres rascacielos, sólo uno, Torre Sevilla, es una realidad. / sevillalowcost.com / El Correo.

Las informaciones recogían que Torre Sevilla, con 180 metros de altura, es el único rascacielos edificado en Sevilla a día de hoy y a éste se le podrían unir tres más. Dos en Triana, próximos a la ya conocida Torre Pelli y otro que ya está en marcha en Dos Hermanas en la zona de Entrenúcleos.

En aquel mes de este mismo año, primavera de 2022, #TorreSevilla en Instagram acumula unos 13.400 posts, cerca de emblemáticos edificios de España como las #TorresKio de Madrid (16.000 posts) pero muy lejos de su hermana mayor, la #Giralda con más de 185.000 posts. Por el momento, son datos lógicos, si cambiaran las tornas en el futuro, es que algo muy relevante está sucediendo con Sevilla en el exterior.

Tal y como han publicado varios medios de comunicación, existe el proyecto Sevilla Oeste que planea construir dos nuevos rascacielos en las proximidades de Torre Sevilla. De momento es un solo un proyecto que según medios como el ABC de Sevilla o La Voz del Sur puede estar valorado en unos 400 millones de euros con fondos de inversión de España y Emiratos Árabes.

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Recreación de unas vistas generales de los tres rascacielos sevillanos. / sevillalowcost.com / El Correo.

Y por último el rascacielos que está proyectado en la zona de Entrenúcleos en Dos Hermanas de 150 metros de altura y cuyo proyecto ya está en marcha. De momento, el nombre que recibe es el de Torre Panorámica Entrenúcleos y sus obras ya están en curso.

Los 4 rascacielos de la gran Sevilla: ¿realidad o ficción?
Futuro rascacielos Entrenúcleos, de 150 metros, en Dos Hermanas, ya en construcción. / sevillalowcost.com / El Correo.

La noticia de Abc a la que se referían los informadores de las webs mencionadas la ofreció Alberto García Reyes en Abc, el 10 y el 15 de marzo de 2022, con este encabezado: “Así será el rascacielos más alto de Sevilla, que ya está en marcha. La torre estará en Entrenúcleos sobre una plaza a ocho metros de altura que pretende convertirse en el nuevo centro de Dos Hermanas. Se hará en cuatro fases y será la cima urbanística del área metropolitana. La primera de ellas ya se ha licitado y hay doce empresas en la puja”.

Una considerable parte de este reportaje es el cuento de la lechera, por lo pronto, pero cuánto le gustaría a quien firma poder vivir para contar si el cuento de los cuatro rascacielos, cuento es, o se ha convertido en realidad. Se lo recordaré a mis descendientes, por si acaso. Por lo pronto, me he quedado sin mi preferido, el de Fort-Brescia, estilizado, el más innovador, en la línea de otros construidos en diversos lugares del mundo por este arquitecto con sede en Miami. Hubiera brillado como nada en Sevilla y se habría dado el caso de que se hubieran acercado por la ciudad turistas sólo para verlo, un rascacielos de plata, junto a la Torre del Oro, ambas contempladas por la madre de todas las torres hispalenses: la Giralda.


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Más seguros Edictos