viernes, 18 octubre 2019
23:00
, última actualización

Enrique Ponce reaparece y ‘reestrena’ la Plaza de El Puerto

El diestro valenciano vuelve a los ruedos este sábado después de cinco meses en el dique seco. El Coso Real reabre sus puertas dejando atrás unas obras y un largo rosario de despropósitos

09 ago 2019 / 14:41 h - Actualizado: 09 ago 2019 / 14:43 h.
  • Enrique Ponce reaparece y ‘reestrena’ la Plaza de El Puerto

Todo está a punto. La reaparición de Enrique Ponce coincidirá en el tiempo y en el espacio con la reapertura de la Plaza Real del Puerto de Santa María. El camino no ha sido fácil. Ni para el torero ni para el histórico coso portuense, enzarzado en un velado enfrentamiento entre sus propietarios –el propio ayuntamiento de la localidad gaditana- y la firma Reymar, la empresa que la gestiona. En el telón de fondo coleaban unas obras de rehabilitación en unos pilares que fueron retrasando la presentación de los carteles y hasta el mismísimo entendimiento entre empresa y consistorio que, felizmente, se ha producido a punto de sonar la campana.

Las obras de la histórica plaza no han sido las únicas reparaciones que han culminado con éxito. Ponce –cogido gravemente en Fallas- también ha tenido que pasar por el taller –Juan Carlos I, dixit- para recuperar casi desde cero esa “rodilla catastrófica” que estuvo a punto de poner punto final a su carrera primero y a su temporada después. No se ha llegado a un extremo ni a otro. El diestro de Chiva fue el primero en tener fe en un proceso de recuperación que no ha sido fácil y, mucho menos, rápido. La rehabilitación de los ligamentos fracturados ha supuesto un auténtico esfuerzo que partió del absoluto reposo inicial y ha concluido con la prueba definitiva: ponerse delante del toro con éxito, recuperando el hilo interrumpido.

La compleja rehabilitación de Ponce

Hay que recordar que el maestro valenciano fue cogido en la pasada feria de Fallas por un toro de la ganadería de los hermanos García Jiménez. El animal le propinó una cornada en un glúteo y le fracturó una costilla. Pero la lesión más temida –la triple fractura de ligamentos- se produjo al caer. La rodilla falló ostensiblemente y el torero fue conducido a la enfermería entre evidentes muestras de dolor. El torero, después de distintos traslados, fue intervenido por el doctor Villamor que le reparó el ligamento cruzado anterior -ya dañado anteriormente-, el ligamento lateral interno, la meseta tibial y el menisco externo que, como había aventurado el propio médico, también estaba dañado. Después llegaron estos cinco meses de rehabilitación y recuperación que han estado a punto de poner en peligro su temporada.

De las obras y los carteles

Semanas atrás el propio torero ya había puesto fecha a esta vuelta. También había mencionado la plaza de Málaga como posible trampolín de su retorno pero al apuntar a este 10 de agosto en El Puerto de Santa María también señalaba, de alguna manera, el fin del farragoso proceso de obras –y la consiguiente maraña administrativa- que había hecho dudar a los aficionados. El enredo comenzó en mayo, cuando el Ayuntamiento portuense anunció la necesidad de acometer “unas obras necesarias para poder garantizar la seguridad del edificio y la celebración de la temporada taurina”. La plaza, sin actividad desde agosto de 2018, necesitaba estas reparaciones. De hecho, el arquitecto José Carlos Galán ya había advertido en septiembre de 2018 que varios pilares de la zona de taquillas y las caballerizas “comprometían parte de la solidez estructural del edificio”. El coso se quedó sin certificado pero el ayuntamiento no tomó en consideración el asunto hasta febrero de este año acometiendo las famosas obras de emergencia que no fueron entregadas hasta mediados del pasado mes de julio.

Mientras tanto el enfrentamiento entre la empresa que comanda Juan Reverte -con el apoyo de la casa Matilla- y el ayuntamiento portuense proseguía. Finalmente el primer esbozo de los carteles fue presentado en torno al 20 de julio anunciando una corrida el 4 de agosto que, finalmente, se celebrará el día 23. Se había entrado en un extraño compás de espera sin carteles en la calle, taquillas abiertas o el más mínimo punto de información. Esa corrida –la del día 4 pasada al 23, con Pablo Aguado en el cartel- es precisamente la que mayor expectación ha despertado entre los aficionados. El festejo, además, se ha visto revalorizado notablemente después del faenón de Aguado en las recentísimas Colombinas. El comentario de muchos aficionados, maravillados por lo que habían presenciado en el coso de La Merced era unánime: “Nos vemos en El Puerto”. Finalmente se confirmaron las combinaciones y las fechas definitivas. La lesión de Roca Rey espantaba algunos rumores, como un supuesto mano a mano con el propio Pablo Aguado que tendrá que esperar.

Las combinaciones de toros y toreros son las siguientes:

Sábado, 10 de agosto. Toros de Juan Pedro Domecq para los matadores Enrique Ponce, Morante de la Puebla y José María Manzanares.

Sábado, 17 de agosto. Toros de Fermín Bohórquez para los rejoneadores Sergio Galán, Diego Ventura y Andrés Romero.

Viernes, 23 de agosto. Toros de Garcigrande y Domingo Hernández para los diestros Julián López ‘El Juli’, José María Manzanares y Pablo Aguado.

Sábado, 7 de septiembre. Novillada sin picadores. Erales de Hermanos Lavi Ortrega para las promesas del toreo de la provincia de Cádiz.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016