viernes, 26 mayo 2017
15:30
, última actualización

Catalá preside la entrega de condecoraciones de San Raimundo de Peñafort

Las cruces se otorgan para premiar los servicios prestados y la contribución al desarrollo y perfeccionamiento del Derecho y la Jurisprudencia.

17 may 2017 / 21:44 h - Actualizado: 17 may 2017 / 21:47 h.
  • Catalá preside la entrega de condecoraciones de San Raimundo de Peñafort
    El ministro de Justicia, Rafael Catalá, durante su discurso tras la entrega hoy en Sevilla de diversas condecoraciones de la Orden de San Raimundo de Peñafort a profesionales de la Justicia .EFE/José Manuel Vidal.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha entregado este miércoles, en el patio central de la Delegación del Gobierno en Andalucía, diversas condecoraciones de la Orden de San Raimundo de Peñafort a profesionales de la Justicia, durante un acto en el que ha estado acompañado por el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, y al que también han asistido el subdelegado del Gobierno en Sevilla, Francisco Gil-Toresano, y numerosos representantes del estamento judicial.

Los condecorados en esta ocasión han sido Antonio Reinoso, que fue presidente de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Ceuta y Melilla (TSJA); Francisco Cano, gerente territorial del Ministerio de Justicia en Andalucía; Antonio López, presidente de la Asociación de Peritos Judiciales de Andalucía; Josefa Esquivel, del Cuerpo de Gestión Procesal y Administrativa en la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJA; José Joaquín Pérez-Beneyto, magistrado de la Sala de lo Social del TSJA, y María del Carmen Pérez, magistrada de la Sala de lo Social del TSJA.

En 1944, con Eduardo Aunós como ministro de Justicia, se publica en el Boletín Oficial del Estado, de 7 de febrero de 1944, el Decreto de 23 de enero de ese mismo año (festividad de San Raimundo de Peñafort, patrono de los juristas), por el que se crea la Cruz de San Raimundo de Peñafort para premiar el mérito a la Justicia y recompensar hechos distinguidos o servicios relevantes, de carácter civil, en el campo del Derecho, poniéndola bajo la advocación del que fuera eximio español y príncipe de los canonistas, San Raimundo de Peñafort.

Las cruces se otorgan para premiar los servicios prestados y la contribución al desarrollo y perfeccionamiento del Derecho y la Jurisprudencia. Las medallas, por su parte, premian los años de servicio prestados en las profesiones jurídicas y administrativas dentro de la jurisdicción del Ministerio de Justicia.


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016