lunes, 16 julio 2018
17:55
, última actualización

Desmantelada la red de venta ilegal de rebujito en la Feria

La Policía Local ha intervenido las neveras y el material que abastecía a los puestos en la zona de la Calle del Infierno. Un vehículo de alta gama era el que accedía a primera hora al recinto para abastecer a los puntos nodrizas

17 abr 2018 / 19:44 h - Actualizado: 17 abr 2018 / 19:57 h.
  • El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla
    El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla
  • El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla
    El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla
  • El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla
    El operativo contra la venta ilegal de rebujito. / Emergencias Sevilla

Agentes de la Policía Local de Sevilla, adscrita a la Delegación de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, han desmantelado una red de venta ilegal de alcohol en la Feria y ha interceptado las neveras y el material que abastecían a los puestos ilegales de “rebujito” en la zona de la Calle del Infierno.

Gracias a las pesquisas de la Policía Local, se han hallado los puntos donde se almacenaba el hielo y la mercancía que se encontraban dentro del Real y se ha descubierto la existencia de un clan de las provincias de Córdoba, Málaga, Almería, Málaga y Sevilla, así como del área metropolitana. Se estima que son dos clanes, uno de Sevilla y otro de Málaga los que pudieran estar detrás de la mayoría de la distribución del “rebujito” ilegal en Sevilla y en Andalucía.

Los hechos se han producido en el marco de un operativo denominado ‘Operación Hielo’, en el que, además de agentes de la Policía Local, han participado efectivos de Lipasam, Bomberos, Fiestas Mayores y del Cecop. Dicho operativo se ha mantenido activo en la Feria y en su entorno en los últimos días con el objetivo de neutralizar las mesitas dedicadas a esta venta irregular y a las personas que las regentaban. Del mismo modo, este operativo estaba vigilando la existencia de vehículos nodriza encargados de surtir el producto a los vendedores así como la venta de menores.

Fruto de este operativo, en el día de ayer se neutralizaron seis vehículos nodriza y cerca de 30 puestos. Sin embargo, el operativo no había conseguido localizar las máquinas para mantener el hielo y guardar la mercancía. Todo parecía indicar que este material se encontraba dentro del Real ya que el abastecimiento desde fuera no parecía posible.

En el día de hoy, se ha llevado a cabo una inspección de los puntos donde los vendedores se escondían de la persecución policial. A raíz de esta inspección, se ha encontrado una red de neveras clandestinas para producir hielo que se encontraban escondidas entre las atracciones de feria.

En concreto, los agentes han hallado neveras eléctricas de suelo y remolques con equipos de refrigeración que se encontraban cerrados y camuflados. Para proceder a su apertura ha sido necesaria la intervención de los Bomberos del Ayuntamiento de Sevilla. Además, se ha detectado que los equipos se encontraban enganchados a la red eléctrica de manera irregular y que se transportaban con carretillas e, incluso, con motos eléctricas.

Gracias a la investigación llevada a cabo también se ha detectado que un vehículo de alta gama accedía todos los días a primera hora al recinto para abastecer con mercancía los puntos nodrizas para la venta durante la tarde y la noche.

En estos momentos efectivos de la Policía Local, Lipasam, Bomberos y personal del Área de Fiestas Mayores están inspeccionando las parcelas donde se hallaba el material encontrado así como las instalaciones eléctricas.

El delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera, ha destacado “la labor que la Policía Local y el resto de servicios han llevado a cabo hasta interceptar el material usado para la venta irregular de ‘rebujito’ una práctica que existía en la Feria de Abril desde hace años y que gracias a la actuación del Gobierno municipal se está erradicando”. Además de ilegal, “la venta irregular de bebidas puede suponer un grave riesgo para la salud ya que estos productos no pasan ningún control sanitario y se almacenan sin cumplir los más mínimos requisitos de salubridad”.

Esta operación se ha desarrollado en el marco de un dispositivo llevado a cabo de forma conjunta con la Policía Nacional, la Unidad Adscrita y la Guardia Civil.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016