domingo, 24 septiembre 2017
23:38
, última actualización

La comisaría de Bellavista abre sin los permisos necesarios

Las quejas vecinales por los robos motivó que una patrulla de la Policía Local ocupara el distrito

13 sep 2017 / 20:17 h - Actualizado: 14 sep 2017 / 09:31 h.
  • Edificio de la comisaría Bellavista. / El Correo
    Edificio de la comisaría Bellavista. / El Correo

Los robos en el distrito Bellavista precipitaron la apertura y ocupación de la nueva comisaría. Unos hechos que no se debieron producir, según denuncia el SPPME-A, pues «el edificio no ha pasado la pertinente inspección de prevención de riesgos, con lo cual no es viable para ser ocupado por trabajadores públicos».

Una patrulla de la Policía Local estuvo durante un día (el pasado lunes), «haciendo un paripé» tras las denuncias de los vecinos del distrito Bellavista por el aumento de robos, afirmó el sindicato mayoritario. Al respecto, aclararon que las condiciones en las que estuvieron los agentes eran «lamentables» porque no disponían de agua ni de electricidad (por lo menos por un tiempo) y que además para cubrir la apertura de este edificio se tuvo que «quitar una patrulla del distrito Sur».

Ante estos hechos, el sindicato aclaró a este medio que «nos parece lamentable la situación del edificio que ha sido recepcionado por los técnicos del Ayuntamiento porque arrastra serias deficiencias».

Al parecer, según afirma el SPPME-A, tras la entrega por parte de la empresa constructora del edificio y no haber denunciado los desperfectos dichos técnicos, es el propio Consistorio el que deberá subsanar las deficiencias. Las reparaciones las deberá acometer la parcela de mantenimiento de edificios que actualmente está desbordada con las obras de los colegios, explica el sindicato. «Esto supondrá un retraso más en la entrega de la comisaría de Bellavista».

Más presencia policial

El pasado martes se llegó a un consenso tras el aumento de robos en el distrito Bellavista. Se acordó que habría una mayor presencia de la Policía Nacional y Local. Así, el subdelegado del Gobierno, Ricardo Gil-Toresano, se comprometió a mantener una mayor presencia de la Policía Nacional a pesar de que cuentan con 600 agentes menos. Por su parte, el delegado municipal de Bellavista-La Palmera, Joaquín Castillo, se comprometió a abrir en el mes de octubre la nueva comisaría del barrio.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016