viernes, 06 diciembre 2019
01:30
, última actualización

La Universidad de Sevilla vigilará que no se tale por culpa del tranvía

Figueroa afirma que la temperatura podría bajar hasta 15 grados y el ruido un 30% en las aceras si se trasladan allí los 90 árboles afectados de la mediana. Habrá 180 ejemplares, como ahora

19 mar 2018 / 16:34 h - Actualizado: 19 mar 2018 / 21:47 h.
  • Recreación de cómo quedará el tranvía en San Francisco Javier. / El Correo
    Recreación de cómo quedará el tranvía en San Francisco Javier. / El Correo
  • Usuarios en la parada del Metrocentro junto al apeadero de Renfe en San Bernardo. / Manuel Gómez
    Usuarios en la parada del Metrocentro junto al apeadero de Renfe en San Bernardo. / Manuel Gómez
  • Recreación de tramo del túnel de San Francisco Javier. / El Correo
    Recreación de tramo del túnel de San Francisco Javier. / El Correo

El compromiso del Ayuntamiento es no talar y mantener el mismo número de árboles que ahora en el recorrido de la primera fase de la ampliación del Metrocentro, del apeadero de San Bernardo hasta El Corte Inglés de Nervión. Pero los árboles no estarán en la mediana, como ahora, sino en las aceras. Así lo explicaron ayer el concejal delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, el socialista Juan Carlos Cabrera, y el catedrático del Departamento de Biología Vegetal y Ecología de la Universidad de Sevilla, Enrique Figueroa, quien aseguró a esta redacción que su equipo velará porque no haya talas.

Cabrera, Figueroa y el representante del grupo Ayesa, Carlos López-Palanco, presentaron ayer las líneas generales del estudio que recoge inicialmente el plan especial para la ampliación del Metrocentro y que formará parte del proyecto constructivo.

«Si la idea fuera talar no estaría en esta plataforma», defendió Figueroa, quien sí advirtió de que el trasplante de un árbol de gran porte a una gran distancia puede costar entre 8.000 y 10.000 euros. Eso sí, aún no se ha estudiado en qué estado de salud están los árboles de la mediana de San Francisco Javier, 90 ejemplares, ni si se podrían trasplantar en las aceras o se llevarán a otras zonas de la ciudad, como un parque. Dependerá, entre otras cuestiones, del tamaño de las raíces.

Y tampoco está nada claro que se puedan trasplantar las dos o tres palmeras que hay en el futuro recorrido del Metrocentro. «No se hace nunca porque es muy caro y el éxito es relativo», apuntó Figueroa, quien detalló los beneficios que tiene situar los árboles en las aceras, y no en la mediana. En primer lugar, defendió que la temperatura podría bajar «hasta 15 grados». Eso sería así si los árboles son de copa densa y grande y si están colocados cerca unos de otros. Sin embargo, en el proyecto no están cerca porque entre alcorque y alcorque van plazas de aparcamiento.

«En la acera izquierda se eliminarán aparcamientos y, a la larga, la idea es suprimir la vía de servicio», alegó el catedrático del Departamento de Biología Vegetal y Ecología. Sin embargo, el Ayuntamiento asegura que serán pocos los aparcamientos que se perderán, si bien aún no están cuantificados.

Como tampoco lo está el coste del trasplante de los 90 árboles de la mediana. En total, según Figueroa, hay unos 180 ejemplares en este trazado y serán, al menos, este mimo número de árboles los que habrá cuando el tranvía se prolongue.

Figueroa también defendió que con los árboles en las aceras el ruido se podría suavizarse hasta un 30 por ciento «o incluso más», que se reducirán las partículas y «los peatones recibirán cuatro veces menos radiación ultravioleta». Eso, según los resultados de «experiencias previas», como la del proyecto del futuro bulevar en la avenida de El Greco.

Según los cálculos de este estudio, se incorporan distintas medidas para que, además de la reducción de 2.392 toneladas de emisiones de CO2 al año con la ampliación del tranvía, se generen acerados «más transitables y amables, más zonas de sombra, mejor sensación de confort térmico y garantías de incremento de la avifauna y del secuestro de dióxido de carbono que genera el arbolado en las avenidas de San Francisco Javier y en Luis de Morales».

Figueroa indicó que se está realizando ya un estudio de las especies más adecuadas para las nuevas plantaciones que se realicen en los tramos afectados. La Tipuana o el Almez estarían entre las posibles alternativas.

El ingeniero de Ayesa Carlos López-Palanco apuntó que el tranvía debe ir por la mediana para ganar velocidad. Pasaría de 16 kilómetros por hora si va por el lateral a 21 si va por la zona central, que tendrá una alfombra de césped natural.

El plan especial para la ampliación del Metrocentro hasta Santa Justa fue aprobado el viernes por la Junta de Gobierno del Ayuntamiento e inicia ahora su fase de alegaciones previa a la aprobación provisional.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016