miércoles, 22 mayo 2019
23:50
, última actualización

Andalucía se niega a ceder al Gobierno la gestión de las becas

El ministro Wert instó hace tres días a la Junta a renovar el convenio de las ayudas que ahora Hacienda propone retirar a las comunidades autónomas.

el 06 dic 2013 / 13:07 h.

universidad-sevilla-estudia La propuesta del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas de retirar la tramitación directa de las becas a las dos únicas comunidades que tienen el control (Andalucía y Cataluña) ha pillado por sorpresa a la Consejería de Educación. Hace sólo tres días, el Ministerio que dirige José Ignacio Wert instó al Gobierno andaluz a firmar la renovación del convenio por el que el Estado transfirió esta competencia a Andalucía, en el curso 2009/2010. La Consejería de Educación no tiene intención de ceder la potestad al Ministerio, según han explicado esta mañana fuentes del departamento de Luciano Alonso, que califican de “despropósito que Montoro quiera enmendar a Wert con la retirada de la gestión de becas a Andalucía”. La Junta niega las dos razones que esgrime Hacienda para recuperar el control directo de las ayudas al estudio, a saber: el retraso del Gobierno andaluz al tramitar, seleccionar y entregar las becas a los estudiantes beneficiarios, y el supuesto ahorro para la Administración central que supondría recuperar esta competencia (unos 2,8 millones de euros). El anterior convenio de becas se firmó el pasado febrero y en este mes se abonó a los alumnos, según la consejería. “Hace tres días, a instancias de Wert, he firmado la renovación del convenio para la continuidad de este servicio transferido y ayer conocemos que las intenciones de Montoro se inclinan por lo contrario, por burocratizar aún más la tramitación y el cobro de las becas”, dice Alonso. El consejero denuncia la situación de “incertidumbre, frustración y desesperanza al alumnado”. “Los alumnos no tienen por qué pagar la cruzada anti-autonomista o recentralizadora de Rajoy ni la falta de coordinación entre los distintos departamentos ministeriales”, añade. Educación no ha querido profundizar en las posibles competencias que tendría la retirada de esta competencia sobre las becas, si al final se hiciera efectiva. Fuentes del departamento descartan que la gestión de ayudas propias de la comunidad andaluza, como la beca 6000, la de Segunda Oportunidad o la recién creada beca Adriano vayan a correr peligro. Desde el 2009 Andalucía realiza las funciones de tramitación, pago, inspección, verificación y resolución de los recursos correspondientes a las becas generales del Estado. “No podemos permitir que se ponga en duda nuestra eficiencia ni el buen hacer de cientos de funcionarios que con profesionalidad, rigor y tesón realizan satisfactoriamente este tipo de trabajos”.

  • 1