lunes, 18 marzo 2019
22:14
, última actualización

Arahal y Paradas pactan una nueva frontera de sus términos municipales

Los dos municipios han sellado por la vía rápida el cambio de sus términos municipales, con un intercambio de 700.000 hectáreas de terreno.

el 09 mar 2010 / 20:05 h.

Sólo hizo falta una primera reunión de la comisión negociadora para sellar el intercambio de suelos, cifrado en 709.760 metros cuadrados y que viene a resolver el problema surgido por el crecimiento urbanístico de Arahal, que llegó a invadir parte del término municipal de Paradas.

Con el intercambio, el barrio edificado en el término de Paradas, así como el polideportivo levantado en la zona, pasará a ser propiedad de Arahal, que además tendrá un terreno extra para ampliar las instalaciones deportivas. A cambio, este municipio cederá un terreno de idéntica superficie, aunque de uso agrícola, junto a la carretera que une Paradas con Carmona. Además, abonará una cuantía igual a la recaudación del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) generado por los vecinos que residen en los terrenos afectados durante un periodo de 15 años.

Esta contraprestación, que se cifra en unos 18.000 euros al año, se pactó al comprobar que el valor de los suelos cedidos por Paradas era mayor que los de Arahal, ya que los primeros permiten un desarrollo urbano mientras que los segundos son agrícolas, tal y como explicó ayer el alcalde de Paradas, Manuel Portillo (PSOE). La cesión de suelos está tan cerrada que ya se ha fijado una franja de seguridad entre ambos términos. El límite, con especial protección, se ideó para impedir cualquier futura intromisión.

Una vez cerrado por encima el intercambio, es el turno de que una empresa trace en los mapas las nuevas delimitaciones, de las que se informará al Instituto de Cartografía de Andalucía (ICA). Además, deberán ser aprobadas por los plenos de Paradas y Arahal y, después, ser trasladadas a la Diputación de Sevilla para su conocimiento y aplicación.
Portillo señaló que la creación de la comisión era "una formalidad necesaria para resolver este problema". En la misma sintonía se mostró el alcalde arahalense, Miguel Ángel Márquez (IU), que señaló que la comisión sólo plasma sobre el papel "la hoja de ruta que se estableció tras un año y medio de negociaciones".

Paradas y Arahal pondrán fin, una vez que se cumplan los trámites, al escollo que supone que un barrio de un pueblo esté en suelo del vecino. Y es que los residentes disfrutan de los servicios de Arahal y tributan en Paradas.

Esta lucha por el término nada tiene que ver, ni en el fondo ni en las formas, con otros debates territoriales como el que mantienen desde hace diez años Sevilla y Dos Hermanas o El Viso del Alcor y Carmona. En estos conflictos no se alcanzó un acuerdo, lo que empujó a los demandantes (Dos Hermanas y El Viso) a reclamar los suelos ante los tribunales.

  • 1