sábado, 15 diciembre 2018
19:16
, última actualización
Local

Cómo evitar una estafa en la revisión del gas

Entre las recomendaciones, se informa de que la inspección anual obligatoria es falsa.

el 28 ago 2014 / 19:29 h.

TAGS:

bombona-butanoLa Unión de Consumidores de Andalucía UCA-UCE ha emitido una serie de recomendaciones para evitar revisiones fraudulentas del gas, ante la alerta generada por nuevos casos en las provincias de Huelva y Granada. Según un comunicado de la organización, personas de avanzada edad, sin compañía o extranjeros son las principales víctimas dada su indefensión en estas situaciones. Siguiendo un mismo "modus operandi", las revisiones establecían la necesidad de obras de reparación y mantenimiento de instalaciones por las que se llegó a cobrar hasta 1.500 euros en algunos casos. Entre las recomendaciones, se informa de que la inspección anual obligatoria es falsa -se hace cada cinco años-; que se recele por defecto y se consulte con la empresa; o que se tenga especial atención con los ancianos, por ser el colectivo más vulnerables ante estos timos. Éstas son las recomendaciones: 

  • La inspección anual obligatoria es falsa. Los agentes fraudulentos aprovechan el desconocimiento de los usuarios en lo que a esta legislación atañe para hacer creer sobre la necesidad de hacer una revisión de la instalación del gas año tras año. Esta afirmación es totalmente errónea.
  • Las inspecciones son cada cinco años. Las instalaciones de gas natural y licuado del petróleo por canalización deben pasar una inspección obligatoria cada cinco años, y no cada uno, como afirman muchos impostores. Recomendamos guardar toda la documentación de las inspecciones para poder reclamar en caso de anomalías. El coste de la inspección lo paga la empresa distribuidora.
  • Infórmese de la legislación de cada Comunidad Autónoma. Los clientes de gas butano deben pasar la revisión también cada cinco años. Consulte en la correspondiente Consejería de su Comunidad Autónoma. Ahí le informarán sobre las tarifas de los servicios autorizados para llevar a cabo estos trabajos.
  • Prestar especial atención a los ancianos. Se trata del colectivo más vulnerable en este tipo de timos. Los estafadores suelen cebarse con ellas y aceptan, muchas veces por desconocimiento y sentirse desvalidos (sobre todo si viven solos), el acceder a estas revisiones.
  • Cuidado con las obras innecesarias. Las falsas revisiones del gas en muchas ocasiones llevan implícitas una serie de trabajos que exceden de la mera revisión de la instalación del gas. Intentan cobrar hasta trabajos que ni siquiera han sido realizados.
  • Recele por defecto y consulte a su empresa. No confíe de cualquier persona que llame a su puerta, y a priori recele de los agentes que lleguen solicitando una revisión del gas. En caso de que decida entablar un diálogo comercial con ellos, no le facilite sus datos personales ni firme nada. Lo mejor es pedirle que la compañía en cuestión se ponga en contacto con usted. Si usted da por hecho que se trata de un fraude, avise inmediatamente a la empresa a la que dice que pertenece para que corrobore toda la información al respecto.

  • 1