miércoles, 20 marzo 2019
18:02
, última actualización
Local

Diputación mantiene un presupuesto de 391 millones

Sólo un 1,4 por ciento por debajo del de 2009, pese a reducirse en más de 30 millones la aportación estatal.

el 16 nov 2009 / 17:11 h.

TAGS:

La Diputación de Sevilla presentó hoy un proyecto de presupuesto  para 2010 de 391 millones de euros, sólo un 1,4 por ciento por debajo  del de 2009, pese a reducirse en más de 30,5 millones la aportación  de carácter tributario del Gobierno central.

En rueda de prensa, el presidente de la institución provincial,  Fernando Rodríguez Villalobos, expuso las principales cifras de un  presupuesto que calificó de "realista, porque mantiene el tipo en  tiempos difíciles, y sensible, porque se mantiene al lado de los  ciudadanos".

Concretamente, Rodríguez Villalobos apuntó que el presupuesto  general bruto, que incluye las transferencias internas a sociedades y  organismos autónomos, asciende a 439 millones, un 2,2 por ciento más  que en 2009, aunque se centró en el presupuesto neto o consolidado,  cifrado en 391.186.136,66 euros.

Así, explicó que cerca del 60 por ciento --233,8 millones de  euros-- se dedicará a gastos de carácter social, entre los que se  incluyen las partidas destinadas a servicios públicos básicos (67,8  millones), actuaciones de protección y promoción social (102,6) y  producción de bienes públicos de carácter preferente (62,8).

En el apartado de servicios públicos básicos, que supone el 17,34  por ciento del total del gasto social, se incluyen las partidas de  vivienda y urbanismo (34,9 millones), bienestar comunitario (11,7),  medio ambiente (7,5) y seguridad y movilidad ciudadana (13,5).

En segundo lugar, dentro de las actuaciones de protección y  promoción social, que engloban el 26,24 por ciento del presupuesto  para gasto social, están las pensiones (403.020 euros), servicios  sociales y promoción social (64,6 millones) y las políticas de  fomento del empleo (37,6 millones).

En el caso de la producción de bienes públicos de carácter  preferente, la inversión supone un 16 por ciento del gasto social e  incluye las partidas destinadas a deporte (9,7 millones), sanidad  (4,8), educación (35,6) y cultura (12,6).

Por otro lado, el 13,18 por ciento del total del presupuesto se  centra en los gastos de carácter económico, que engloban actuaciones  en materia de industria y energía (1,6 millones); comercio, turismo y  pymes (21,9); infraestructuras (16,5); agricultura, ganadería y pesca  (790.341 euros); y otras acciones de carácter económico (10,6  millones).

Con respecto al 18 por ciento restante del presupuesto de la  Diputación, se dedica a gastos de carácter general, tales como  órganos de gobierno (2,3 millones), administración financiera y  tributaria (30,2), transferencias a otras administraciones públicas  (3,1) y servicios de carácter general (34,7).

Asimismo, el presidente de la Diputación admitió que los ingresos  de carácter tributario del Estado se han visto reducidos en un 12,24  por ciento, lo que supone 30,5 millones de euros menos, aunque aclaró  que la institución provincial "ha sido capaz de aguantar que el  presupuesto no se caiga" en virtud a dos factores fundamentales: "el  bueno ahorro neto y la capacidad de endeudamiento".

"En los últimos años hemos ido poco al banco para pedir dinero,  por lo que tenemos un colchón al que acudir", afirmó Villalobos,  quien destacó en que "la capacidad de endeudamiento de la Diputación  es lo suficientemente amplia", además de resaltar "la buena  administración económica en momentos de bonanza económica durante los  últimos años".

En este sentido, el diputado provincial de Hacienda y Patrimonio,  Manuel Domínguez, concretó que en la actualidad la deuda de la  Diputación se sitúa en un 78 por ciento, de forma que "si hubiera que  acudir a todos los préstamos sólo se llegaría al 90 por ciento, ni  siquiera al 100", quedando por tanto "un colchón de 20 puntos en la  capacidad de endeudamiento", ya que el máximo está fijado en un 120  por ciento.

También quiso precisar Domínguez que la reducción de 30,5 millones  en las aportaciones de carácter tributario del Estado se ve  compensada por el incremento de otras subvenciones, que junto a los  Fondos Feder reducen lo que deja de ingresar la Diputación hasta los  23 millones de euros.


Por su parte, Villalobos señaló igualmente "dos consecuencias  directas del buen estado de salud financiera de la Diputación", en  referencia a las partidas destinadas a conveniar con las consejerías  de Educación y Salud de la Junta de Andalucía el adelanto de  financiación para la construcción de centros escolares --15 millones  de euros-- y el Centro de Alta Resolución (CARE) de Los Alcores --3  millones--.

También quiso ensalzar la política de "austeridad" que, según  aseguró, rige los presupuestos de la institución provincial para  2010, con la reducción de los gastos corrientes en cerca de 12  millones de euros, mientras que insistió en que "no se tocan las  partidas que tengan alguna incidencia en la generación de empleo", ya  que "el objetivo es ayudar a los sectores más desfavorecidos de la  sociedad".

Tras el encuentro con los medios de comunicación, el presidente de  la Diputación provincial entregó el proyecto de presupuestos a los  portavoces de los grupos políticos de la oposición --PP, IU y PA-- y  a representantes de los agentes sociales y económicos de la  provincia.

  • 1