sábado, 20 abril 2019
02:26
, última actualización
Local

El Ayuntamiento notifica más de 140.000 avisos de impagos en sólo dos meses

La Agencia de Recaudación lanzó en los últimos dos meses de 2008 una ofensiva para cobrar los impagos. No sólo se enviaron 21.000 escritos, sino que en el Boletín Oficial de la Provincia se publicaron más de 141.000 expedientes por facturas tributarias o multas de tráfico pendientes de pago.

el 15 sep 2009 / 21:07 h.

TAGS:

La Agencia de Recaudación lanzó en los últimos dos meses de 2008 una ofensiva para cobrar los impagos. No sólo se enviaron 21.000 escritos, sino que en el Boletín Oficial de la Provincia se publicaron más de 141.000 expedientes por facturas tributarias o multas de tráfico pendientes de pago.

En los últimos años, la Delegación de Hacienda ha impulsado un plan para cobrar deudas pendientes y acelerar el cobro de los impagos más recientes. 2007 se cerró así con 60.000 embargos de cuentas corrientes y nóminas. En 2008 se ha intensificado aún más esta labor -aunque desde el área de Hacienda se ha enmarcado todo este proceso dentro de la normalidad-. El resultado ha sido la publicación en el Boletín Oficial de la Provincia de más de 141.000 expedientes de ciudadanos entre los meses de noviembre y diciembre por impago de multas o de tributos.

De éstos, 16.500 son expedientes de notificaciones de embargo que se han publicado en el BOP debido a que no se ha podido localizar el domicilio de los infractores. En la información que se difunde obligatoriamente sólo figura el nombre y el DNI de la persona afectada y el número de expediente con el año en el que se inició el proceso. Hay de todos los últimos ejercicios. Hay expedientes que datan incluso desde 1990 y que han sido cobrados en los últimos dos meses.

Esta antigüedad contrasta con la Ley 58/ 2003 General Tributaria que recoge en su artículo 66 el plazo de prescripción de los cobros de impuestos: cuatro años. Pese a esto, la normativa plantea la posibilidad de que se interrumpa el proceso de prescripción si la Administración realiza cualquiera de los trámites necesarios para el cobro.

La Administración local tiene la obligación, según fuentes consultadas, de prescribir los impagos de tributos de oficio, aunque si elude este trámite, le corresponde al ciudadano reclamar cuando le llegue la notificación. En muchos de estos 16.500 casos, el recurso se debe presentar una vez que se detecte un embargo en la cuenta que ha sido publicado en el Boletín Oficial de la Provincia.

Al margen de estos procedimientos ejecutivos de embargo, el Ayuntamiento ha notificado a través del BOP 125.000 requerimientos por impagos de multas y tributos. Cuando se sobrepasa el periodo de cobro, la Agencia de Recaudación inicia el proceso de reclamaciones. En todos los casos en los que las notificaciones no llegan a los domicilios, el nombre del afectado se difunde a través del BOP.

La mayor parte de los expedientes difundidos mediante esta vía se producen por impagos del Impuesto sobre los Vehículos de Tracción Mecánica, el sello del coche. Hay más de 45.000 requerimientos a morosos de los últimos ejercicios por este concepto, debido a que es el que está sometido a una mayor movilidad. Un ciudadano puede tener el vehículo domiciliado en Sevilla, aunque su lugar de residencia sea cualquier otro municipio.

En segundo lugar, las multas de tráfico, que se han incrementado sensiblemente a lo largo del pasado ejercicio. Según los datos difundidos por el PP, hasta el mes de octubre se habían recaudado por este concepto, 7,3 millones de euros, mientras que lo previsto era que no se rebasarán los 4 millones. Se han publicado 53.000 expedientes en dos meses.

La campaña de Hacienda se inició en este mandato. La Agencia de Recaudación se reforzó e impulsó un proceso de transformación que ha derivado en la constitución de la nueva Agencia Tributaria, cuyos estatutos ya han sido aprobados por la Junta de Gobierno Local y por los sindicatos con representación en el Ayuntamiento. Además, se han agilizado los trámites, de forma que se evita que transcurra demasiado tiempo, para que no se arrastren expedientes como los de los años 90 que se cobraron a finales del pasado ejercicio. Según los datos difundidos en abril de 2008 por el Ayuntamiento, el índice de morosidad en Sevilla se sitúa en el 14%.

El Consistorio explicó su actuación en un comunicado difundido ayer en respuesta a una denuncia del PP sobre cobro de multas ya prescritas y "voracidad recaudatoria": "La actuación de la administración consiste en cobrar las deudas tributarias, con independencia de su antigüedad. Las actuaciones de la Agencia de Recaudación se producen en un plano ordinario y técnico de acuerdo con el cumplimiento de la legalidad".

  • 1