El desvío del arroyo Calzas Anchas verá la luz en verano

Segunda fase. La obra de paso bajo la A-375 pondrá a salvo la ciudad de posibles riadas

el 19 nov 2014 / 12:00 h.

desvio calzas anchas ampliacion inicio obrasUno de los puntos que se vio más afectado por las inundaciones registradas en noviembre de 2007 tras el desbordamiento del arroyo Calzas Anchas fue donde se encuentran las barriadas La Gordilla y Los Dolores. Estas zonas, que vivieron entonces un complicado momento al ver cómo el agua entraba en las casas, podrán dormir más tranquilas a partir del verano. Porque será en esas fechas cuando culminen unos trabajos que ya han comenzado para ampliar el desvío de este arroyo, ya ejecutado, haciendo que el nuevo canal atraviese la carretera de circunvalación de Utrera (A-375), lo que permitirá poner a salvo definitivamente a la ciudad de posibles riadas. Las obras tienen un plazo de ejecución de 10 meses. Ya en junio de 2012 se procedía a la inauguración del citado desvío, quedando pendiente una segunda fase que ahora comienza a materializarse. Tras aquella obra, y para garantizar su correcto funcionamiento, se planteó la necesidad de acometer este segundo proyecto de ampliación del canal, discurriendo este nuevo tramo desde el punto en el que confluyen el final del actual desvío y el antiguo embovedado hasta que se sobrepase la citada carretera. Este segmento integrará los caudales procedentes del desvío ya realizado con los del antiguo encauzamiento, así como las escorrentías que se produzcan en ambas márgenes del canal. Los trabajos que se van a ejecutar en este nuevo tramo serán de características muy similares a los desarrollados para la construcción de la estructura principal, garantizando así la capacidad de desagüe de la avenida de 500 años calculada. Su ejecución será posible tras el convenio que alcanzaron el Ayuntamiento de Utrera y la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG). Las obras, con un presupuesto de 1,54 millones de euros, serán financiadas en un 80 por ciento por parte de la CHG, con Fondos Feder procedentes de Europa; mientras que el 20 por ciento restante lo aportará el Consistorio con recursos propios. El proyecto que ha comenzado a ver la luz incluye también una obra de paso bajo la A-375, que evitará posibles desbordamientos que pudiesen afectar a esta vía, así como a los citados dos barrios de Utrera. Finalmente, aguas abajo de la carretera, se desarrollarán una serie de trabajos de carácter medioambiental con el objetivo de adecuar el cauce natural. Para ello, se eliminará vegetación acumulada y los sedimentos, además de reforzarse los taludes de las márgenes. De este modo, se adecuará al arroyo para albergar caudales importantes que pudiesen producirse. Estos trabajos serán la prolongación del proyecto que ya se desarrolló en su día. En aquel momento, el canal de desvío se construyó desde la zona de la Cañada Real del Pajarero, cruzando por el extremo sur de la zona urbanizable del municipio y terminando en la salida del antiguo soterramiento del arroyo Calzas Anchas. Se trata de una estructura de hormigón de más de 3.600 metros de longitud con capacidad para transportar un caudal máximo de 137,86 metros cúbicos por segundo.

  • 1