jueves, 18 abril 2019
18:42
, última actualización
Deportes

El torneo donde todo se puede

El Real Betis Balompié inicia su andadura en la Copa del Rey con un complicado desplazamiento al feudo del Castellón. La competición en la que todo es posible se postula como una gran oportunidad para el equipo y aquellos jugadores con menos minutos.

el 15 sep 2009 / 17:30 h.

El Real Betis Balompié inicia su andadura en la Copa del Rey con un complicado desplazamiento al feudo del Castellón. La competición en la que todo es posible se postula como una gran oportunidad para el equipo y aquellos jugadores con menos minutos.

Castellón de la Plana, vía Valencia, recibió con agua y frío a la expedición verdiblanca que a partir de hoy tendrá la misión de velar por los intereses del Real Betis en una competición más que interesante para sus pretensiones de grandeza. Llega la Copa, un torneo que ofrece buenos recuerdos a los aficionados heliopolitanos, con dos títulos ganados en 1977 y 2005 y la sensación en el ambiente de que se puede constituir en una buena oportunidad para el propio Betis.

Poco a poco van llegando los resultados en Liga y hay que reconocer que el conjunto bético tiene plantilla suficiente como para pelear por todo lo posible en las dos competiciones. Si el año pasado se tiró la Copa por la acuciante situación del equipo en la Liga, ahora no se repite esa triste circunstancia. A pesar de que el Castellón es un buen equipo, el Betis debe pasar a la siguiente eliminatoria y esperar un buen cruce en los octavos de final. A partir de ahí es lícito soñar con un torneo de camino corto para lograr un título y la Europa futbolística.

Esa profundidad de plantilla que ha logrado el Betis gracias al trabajo de todos los estamentos del club en el peliagudo asunto de los fichajes provoca que Francisco Chaparro se permita el lujo de dejar en Sevilla descansando a titulares como Nelson, Juanito, Fernando Vega, Emana y Pavone.

Todos presentan algunas molestias físicas y además están cargados de minutos. Eso no significa que el conjunto verdiblanco vaya a presentar un equipo disminuido en el terreno de juego, que se presume mojado y pesado, de Castalia. Para empezar, y según lo esbozado el pasado lunes, se producirá el regreso de dos jugadores de talla, como son Ricardo y_Edu. El portero internacional tendrá la ocasión de demostrar que tiene un hueco en el equipo titular, donde Casto le ha adelantado claramente. Ricardo viene trabajando con humildad a pesar del palo y se ha ganado el derecho de disputar la Copa.

Junto al portugués, el Betis formará con Ilic, Melli, Rivas, Fernando Vega; Arzu, Rivera, Juande; Juanma, José Mari y Edu. Un once plenamente competitivo para sacar adelante el compromiso de esta noche. Entendiendo, eso sí, que enfrente habrá un rival con ganas de hincarle el diente al Betis.

Será importante en este equipo calibrar el estado de Edu, quien tendrá la oportunidad de jugar por primera vez de titular. El brasileño es un futbolista esencial para el Betis y es conveniente que poco a poco vaya cogiendo la forma.

También será interesante comprobar las prestaciones de Juanma, un jugador fichado este verano que ha apuntado pinceladas destacables. En principio, será Arzu el único jugador que repita del once que jugó en Pamplona, aunque en esta ocasión el nazareno jugará en el centro del campo, acompañando a Rivera y Juande, dos futbolistas que le deben mostrar a Chaparro sus ganas por hacerse con un puesto de titular.

Banquillo potente. Para cualquier contingencia, Chaparro dispondrá de un banquillo con todas las garantías para aumentar la competencia del equipo. Con Casto para la portería, Damiá, Mehmet Aurelio, Capi y Sergio García estarán presentes por si acaso. En Copa sólo se pueden inscribir a 16 jugadores con el objetivo de beneficiar a los equipos de categoría inferior.

  • 1