sábado, 23 febrero 2019
11:50
, última actualización
Local

En las entrañas del relato

Patio del Rectorado de la Universidad de Sevilla.

Carmen. Compañía: Producciones Imperdibles.

Dirección: Gema López.

Actores protagonistas: María Martínez de Tejada y Aníbal Soto. Reparto: Javier Castro, Álex Peña, Carmelo García, Ken Appledorn, Antonio Zurera, Estrella Corrientes, Eva Gallego.

el 02 jun 2010 / 06:36 h.

TAGS:

Un momento de la representación.

Un año más, Producciones Imperdibles nos ofrece un alivio para las largas y más que cálidas noches de verano sevillano con el inicio del ciclo de Personajes y Mitos históricos sevillanos que, en esta ocasión se centra en el mito de Carmen.

Probablemente, Mérimée nunca soñó ver representada su obra en su escenario natural y seguro que si levantara la cabeza estaría más que satisfecho. Y es que este nuevo montaje, no sólo supone un ejercicio de absoluto respeto al texto original, sino que se adentra en las entrañas mismas del relato para ofrecernos una nueva versión cargada de autenticidad y valentía por varias razones.

En primer lugar porque, tal y como están las cosas, no es nada fácil poner en marcha una producción que sube al escenario a siete mujeres y seis hombres. Y en segundo lugar porque tampoco es nada fácil hacer una nueva versión de un mito tan conocido y representado como el de la Carmen de Mérimée. Un mito que refleja a su vez todos los mitos del romanticismo: la fatalidad del destino, el amor imposible, el deseo como fuerza destructora... Hasta ahí este mito podría haber nacido en cualquier lugar del mundo. Pero nace aquí porque, más allá de todo eso, la Carmen refleja también la fuerza, la voluntad indómita de la tierra y el exotismo de un alma libre.

Una rebeldía que los románticos no tardaron en encontrar en la Andalucía decimonónica, plagada de bandoleros, contrabandistas y hombres de bien que lucharon contra el yugo napoleónico, y un exotismo que se dibujaba en la belleza de sus mujeres y en la estampa del gitano con faca o el bandolero Todo ello se refleja en esta nueva propuesta aunque, sin dejar de respetar el texto, la dramaturgia va más allá del romanticismo de la obra original para adentrarse en el espíritu trágico del relato.

De ahí que la dramaturgia de conformarse con un gran coro de mujeres que remite a la tragedia griega, aun cuando podemos identificarlas fácilmente con las figuras de las cigarreras.

La puesta en escena se sirve del escenario natural de la antigua fuente de la fábrica de tabaco, en el patio del actual Rectorado, como un elemento que conecta la ficción con la realidad, el presente con el pasado. En ese sentido es tal su fuerza simbólica que casi se convierte en un personaje más de la historia.

De la misma manera, tanto el vestuario como la preciosa ambientación musical alcanzan un significado simbólico, aun cuando son fieles a la época del relato. Cabe destacar la inclusión del personaje del autor y el juego de flashback que se resuelve con recursos lumínicos. También resalta la sensualidad de María Martínez de Tejada y el desgarro y presencia escénica de Aníbal Soto.

  • 1