lunes, 19 noviembre 2018
20:56
, última actualización
Local

Hacienda prevé lograr 75 millones más en tasas, tributos y multas

Se caculan 11 millones más en embargos, incluso de inmuebles, y en reclamaciones a morosos

el 31 mar 2012 / 19:49 h.

TAGS:

  • -->--> -->

    El plan de ajuste para asumir el pago de los 59 millones de euros que se deben a los proveedores a través de un crédito negociado por el Gobierno central no sólo repercute en el ahorro de gastos de personal y en los recortes, también en el bolsillo de los ciudadanos. La batería de medidas que se incorporan en el plan de ajuste aprobado el viernes van más allá de una subida en las tasas. Entre iniciativas ya incluidas en los presupuestos, y nuevas medidas, el Consistorio calcula un incremento de los ingresos propios de más de 75 millones de euros sólo en este mandato. Y es sólo el punto de partida de un plan que se somete a revisiones trimestrales del interventor.

    El Consistorio plantea un extenso plan de inspecciones, sanciones y medidas de lucha contra la morosidad, cuya repercusión en las arcas municipales se estima en 37 millones. Para ello, se establecen nuevos mecanismos para embargos de personas domiciliadas fuera de Sevilla que van desde la firma de convenios con la Diputación y con la Agencia Tributaria de Andalucía hasta la posibilidad de embargar bienes inmuebles, una vía por la que se pretende dar salida a 28.687 expedientes bloqueados por no haber podido recabar los datos tributarios o bancarios. En total, se quieren conseguir 7,5 millones de euros por esta vía. Se complementa con nuevas medidas de recaudación por vía ejecutiva por la que se prevén lograr 3,5 millones. Entre ellas, derivaciones de responsabilidad a terceros o personación del Consistorio en concursos de acreedores.

    A estos 11 millones hay que añadir 3,5 millones al año hasta 2014 fruto de una revisión de valores catastrales de viviendas a través de una serie de inspecciones que afectarán a unas 40.000 viviendas a las que se añaden el puerto y el aeropuerto; dos millones en tres años por un plan de inspección del IAE: un millón en dos años por revisiones de las domiciliaciones de la tasa de basura; y 1,5 millones de la actualización de las placas de vado. Y a estas medidas se suman las sanciones: 7,5 más en multas -ya incluidas en los presupuestos- a través de medidas como la incorporación de 150 Blackberrys en el cuerpo de Policía, dos millones más por el nuevo servicio de la grúa o 1,2 millones más debido a un mayor esfuerzo en la aplicación de todas las ordenanzas municipales.

    Junto a la vía de infracciones y medidas antifraude, el Consistorio detalla sus planes que suponen un incremento real y directo de la presión fiscal sobre los ciudadanos. El primero, el IBI que, como ya anunció el Gobierno centra, sube un 10% durante dos años, lo que permite una recaudación de 16 millones más anuales. Junto a esto, se estiman una batería de subidas como la de la mayor parte de las tasas, la supresión de la bonificación por domiciliación bancaria -1,53 millones de euros- el incremento de la tarifa de veladores y de la carrera oficial de Semana Santa -155.000 euros-, la actualización de las tarifas del cementerio y un previsible aumento de los servicios -850.000 euros en 2012 ampliables a 1,1 millones de euros si se vuelven a subir las tarifas en el año 2013-; la realización de más concesiones de gestión sobre bienes del espacio público -siguiendo el modelo del mercado de las Naves del Barranco- con las que se estima que se lograrán 150.000 euros en 2013 y una subida progresiva hasta llegar a 350.000 en 2016.

    • 1