miércoles, 20 febrero 2019
23:03
, última actualización

Herido grave un niño al caerle encima la puerta de la caseta de la juventud de Utrera

Un niño de 13 años se encuentra ingresado en el hospital Virgen del Rocío de Sevilla después de que una de las puertas de hierro de la caseta de la juventud le cayera encima, aplastándole parte del cuerpo. Por ello, tuvo que ser intervenido quirúrgicamente tras el accidente.

el 19 may 2010 / 19:45 h.

La puerta de hierro seguía ayer sobre el suelo del recinto ferial de Consolación.
Los hechos se produjeron en la tarde del pasado lunes, cuando el chaval, vecino de la barriada Muñoz Grandes, se encontraba con otros amigos en el recinto ferial de Consolación, en las inmediaciones de la citada caseta. Según explicó la madre del herido, Encarnación Espinosa, los niños estaban jugando con la puerta, una plancha de hierro de gran peso, que "se encontraba caída, tumbada sobre el suelo". Entonces "intentaron levantar la puerta cuando, al final, ésta cayó de nuevo al suelo y pilló a mi hijo debajo, dañándole gravemente la espalda", explicó.


Una persona que pasó por la zona, al oír los gritos de auxilio, intentó rescatar a la víctima de debajo de la pesada estructura de hierro. Fue atendida en el lugar del accidente por el servicio de emergencia sanitaria DECU que, además, efectuó el traslado hasta el Centro Hospitalario de Alta Resolución (CHAR) de Utrera. Desde allí fue derivado urgentemente hasta el área de Traumatología del Virgen del Rocío, debido a la gravedad de las heridas que presentaba, quedando ingresado a las 18.20 horas.

Ya en el centro hospitalario, según comentó la madre, el niño fue operado de la espalda, al presentar problemas en algunas vértebras y en la médula espinal. "Ahora se encuentra estable dentro de la gravedad, y con muchos dolores todavía", explicó ayer Encarnación Espinosa, quien destacó que "los médicos nos han dicho que ha sido un milagro, y que ahora queda una larga espera para ver cómo evoluciona la situación" del chaval, que estudia primero de ESO.

Al conocer la noticia, el alcalde de la ciudad, Francisco Jiménez (PA), se puso en contacto con la familia para interesarse por la salud del pequeño. Asimismo, el Ayuntamiento utrerano lamentó el "desgraciado accidente" y señaló que "lo importante es que el niño se recupere".

La Guardia Civil de Utrera se está encargando de las pertinentes investigaciones para esclarecer lo ocurrido y determinar las causas del suceso, que tuvo como protagonista la única caseta que permanece en pie durante todo el año en el recinto ferial de Consolación, al estar construido su perímetro con ladrillos, en lugar de con las habituales estructuras de hierro o aluminio que presentan el resto de casetas y que son desmontadas.

  • 1