viernes, 19 abril 2019
18:37
, última actualización
Local

La Junta calca en este Presupuesto el reparto de la deuda histórica de 2008

La Junta ha consignado en su Presupuesto de 2009 un anticipo de 300 millones por deuda histórica. Es una partida 'fantasma' ya que aún no hay acuerdo firmado con el Ejecutivo de Zapatero para que libre esa cantidad.

el 15 sep 2009 / 20:28 h.

TAGS:

I. Carretero / I. Morillo

La Junta ha consignado en su Presupuesto de 2009 un anticipo de 300 millones por deuda histórica. Es una partida 'fantasma' ya que aún no hay acuerdo firmado con el Ejecutivo de Zapatero para que libre esa cantidad. Economía ha copiado un reparto idéntico al que efectuó de esos 300 millones en 2008, cuando sí hubo pacto con Solbes.

De forma inesperada y a pesar de que en septiembre fracasó la negociación con el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, la Junta de Andalucía decidió consignar en los ingresos de su Presupuesto 300 millones de euros desde el Estado en concepto de anticipo por la Disposición Adicional Segunda del Estatuto, la llamada deuda histórica.

Un examen de cómo se reparte esta cantidad en el Presupuesto revela que la Consejería de Economía ha calcado el reparto que hizo de esa misma partida en sus cuentas de 2008. La diferencia es que entonces sí que hubo un acuerdo previo con el Gobierno de la Nación. El presidente de la Junta, Manuel Chaves, y el ministro de Economía, Pedro Solbes, firmaron un cheque-anticipo en octubre de 2007 para comenzar a saldar esta deuda con el compromiso de que el dinero llegara en el primer trimestre del actual ejercicio. Llegó el pasado mes de marzo.

En esta ocasión, con la crisis económica azotando y después de que el Gobierno de la Nación no hubiera cumplido los plazos que imponía el Estatut catalán para estrenar nueva financiación autonómica, el acuerdo entre Junta y Gobierno no fue posible y no se ha firmado ningún cheque. Aunque el Estatuto andaluz fijaba el 20 de septiembre como tope para poner cifra a esta disposición y fijar los mecanismos para su pago, la Comisión Bilateral reunida ex profeso para zanjar este litigio terminó sin acuerdo. Ambas administraciones pactaron entonces una prórroga de seis meses (que concluye en marzo) y la posibilidad de que el Estado liquide "parcialmente estas asignaciones con anterioridad al 20 de marzo de 2010", límite para liquidar una deuda pendiente desde 1981.

Tras una reunión entre Zapatero y Chaves en La Moncloa el sábado 20 de diciembre, el asunto parece haberse desencallado. El Gobierno andaluz aseguró que Zapatero ha accedido a cuantificar en "al menos 1.148 millones" de euros la deuda histórica. Un cifra que se anunciará, asegura la Junta, "de forma simultánea" al nuevo modelo de financiación. No se concretó sin embargo el pago de un anticipo en 2009, según fuentes de la negociación. El acuerdo es fruto de la condición impuesta por la Junta de que no firmaría ningún pacto de financiación sin zanjar este conflicto.

Con esta previsión de ingresos extras desde el Estado se engordan unas cuentas en vacas flacas, en la que los ingresos tributarios de la Junta ha caído un 25,4% (la recaudación por el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales ligado a la compra-venta de vivienda desciende hasta el 41%). Además, en el último minuto y sin previo aviso del Ministerio, se han eliminado partidas como el anticipo de liquidación para la financiación sanitaria (justo 300 millones correspondían a Andalucía).

El vicepresidente segundo y consejero de Economía, José Antonio Griñán, admitió al presentar las cuentas que había una partida ficticia por deuda histórica y mostró su total convencimiento de que el Ejecutivo de Zapatero la abonaría. También el vicepresidente primero, Gaspar Zarrías, ha dado por cerrado un acuerdo.

La Consejería de Economía asegura que se trata de una simple "técnica presupuestaria" y que la asignación del dinero de la deuda a determinadas partidas no tiene relevancia, ya que "lo importante es cobrar y que llegue el dinero".

El reparto por consejerías es idéntico de un presupuesto a otro. De él participa incluso la Agencia Andaluza del Agua, que recibió en 2008 una transferencia de 8 millones por la Disposición Adicional Segunda y prevé ingresar lo mismo en 2009. La programación presupuestaria se reproduce euro a euro. Los 300 millones se reparten entre seis de las 15 consejerías (Igualdad, Obras Públicas, Salud, Educación, Medio Ambiente e Innovación). La partida más relevante se asigna al Servicio Andaluz de Salud (118 millones).

Parte, igual que en 2008, se consigna como Transferencias de Capital, que supone junto al capítulo de Inversiones Directas, el apartado inversor de las cuentas.

  • 1