viernes, 22 marzo 2019
22:01
, última actualización
Local

La ONU acusa a Israel y Hamás de "crímenes de guerra" en Gaza

La ONU acusó ayer tanto a Israel como a Hamás de crímenes de guerra por los asesinatos cometidos en la franja de Gaza durante la incursión llevada a cabo entre diciembre y enero pasados cuando murieron 1.400 palestinos, la mayoría civiles.

el 15 sep 2009 / 21:25 h.

TAGS:

Cristina Fernández de Kirchner. Presidenta de Argentina

Un crimen de guerra. Así califica la ONU la operación militar que el Ejército israelí llevó a cabo en la franja de Gaza entre el 27 de diciembre de 2008 y el 18 de enero y que mató a 1.400 palestinos, la mayoría civiles. Naciones Unidas también acusa al grupo terrorista Hamás por el lanzamiento de cohetes, que en siete años ha matado a una veintena de ciudadanos judíos.

El comité de Naciones Unidas que investiga posibles violaciones de los derechos humanos en la ofensiva militar de Israel contra Gaza acusó ayer al Ejército israelí y a la milicia del movimiento radical Hamás de cometer "crímenes de guerra" durante el conflicto de diciembre y enero pasados.

"La misión ha concluido que las acciones que se llevaron a cabo constituyen crímenes de guerra y posiblemente crímenes contra la humanidad", aseguró en la presentación del informe el jefe del comité, el jurista sudafricano Richard Goldstone.

El informe de 574 páginas señala que la operación militar israelí Plomo Fundido tenía como blanco toda la población de Gaza, como parte de una política de "castigo colectivo" que se había iniciado en junio de 2007 con el bloqueo impuesto al territorio después de que Hamás tomara el poder.

La ofensiva se inició con una serie de bombardeos aéreos el 27 de diciembre de 2008, dio paso a una invasión terrestre que finalizó el 18 de enero y dejó más de 1.400 palestinos muertos, en su mayoría civiles.

Desproporción. Los cuatro miembros del comité aseguran en el informe que los militares israelíes utilizaron "la fuerza de manera desproporcionada" contra civiles palestinos, con el bombardeo de almacenes de alimentos, zonas residenciales, fábricas y equipo de potabilización de agua. También considera que las acciones israelíes en Gaza, con las que privó a la población palestina de alimentos, empleos, vivienda y agua, además de libertades como la de movimiento, podrían ser consideradas por un "tribunal competente" como crímenes contra la humanidad.

Asimismo, el comité asegura que la investigación de 36 incidentes específicos demuestra que en la mayoría de los casos los militares israelíes ignoraron el principio fundamental del derecho internacional de "distinguir" entre objetivos civiles y militares. "Si se tiene en cuenta la planificación que se llevó a cabo, el uso de la mejor tecnología disponible para ejecutar esos planes, además de la declaración del Ejército israelí de que no se cometieron errores, la misión concluye que los incidentes y los patrones de conducta analizados en el informe son el resultado de decisiones políticas deliberadas", apunta.

El comité también asegura que los lanzamientos de cohetes desde Gaza por parte de Hamás (al que la UE considera un grupo terrorista) a poblaciones en el sur de Israel constituyen también "crímenes de guerra y podrían llegar a ser crímenes contra la humanidad" por su naturaleza indiscriminada. "El lanzamiento de cohetes y morteros que no pueden apuntarse con suficiente precisión a objetivos militares viola el principio fundamental de la distinción" entre civiles y combatientes, afirma el documento, que los considera "ataques deliberados contra la población civil".

Los miles de cohetes lanzados por las milicias palestinas de la franja han causado cerca de veinte muertos en siete años en las poblaciones israelíes.

Las reacciones. Israel acogió con frialdad el informe presentado ayer por un Comité de la ONU que le acusa, junto con la milicia de Hamás, de haber cometido "crímenes de guerra" durante su ofensiva en Gaza de diciembre y enero pasados. Mientras, Hamás lamenta que el informe presentado por Naciones Unidas sobre la ofensiva en Gaza de diciembre y enero pasado "equipare víctimas y verdugos" al acusar tanto a su milicia como a Israel de haber cometido crímenes de guerra.

  • 1