Los vecinos de Guadalcanal denuncian una oleada de robos

Hurtos en viviendas, huertos y locales se suman a los destrozos sufridos en vehículos particulares. Los afectados han puesto los hechos en conocimiento de la Guardia Civil

el 02 oct 2014 / 12:12 h.

Por José Ángel Fontecha. Guadalcanal viene sufriendo desde hace un mes una ola de robos y vandalismo impropia de esta época del año. Si bien es verdad que durante la campaña de recogida de la aceituna numerosos agricultores sufren robos de maquinaria en sus tierras, durante el resto del año esta localidad de la Sierra Norte destaca por su tranquilidad y la ausencia de incidentes. Por eso, los hechos acaecidos durante el pasado mes de septiembre siembran la incertidumbre entre los habitantes del pueblo. El primero de los robos tuvo lugar durante la celebración de la Feria local, cuando una vivienda fue desvalijada aprovechando la ausencia de sus inquilinos. Los ladrones se hicieron con dinero en efectivo, así como joyas y otras pertenencias de la familia. Las afueras de Guadalcanal tampoco se han librado de los cacos y son numerosos los vecinos que han denunciado hurtos y destrozos en sus propiedades. Así, Teófilo Corpas denunciaba hace unos días ante la Guardia Civil los daños causados en su chalet, donde los ladrones destrozaron ventanas, tejas e incluso una chimenea. Otro de los vecinos, Ignacio González relata cómo vio su huerta asolada de la noche a la mañana y, en especial, la cosecha de pimientos, que ascendía a 150 kilos. Igualmente, señala la cantidad de destrozos perpetrados en el robo y los daños gratuitos ocasionados en la finca, como el vertido de aceite en una arqueta. Pero el punto álgido a esta ola de robos y destrozos tuvo lugar el pasado martes, cuando los propietarios del Bar del Cine, abrieron su negocio y comprobaron que había sido saqueado. En su interior, las máquinas tragaperras habían sido literalmente «reventadas» para extraer su recaudación. La misma suerte corrió la máquina de tabaco, de la que se sustrajeron las cajetillas así como todo lo recaudado. Asimismo, los ladrones se hicieron con dinero procedente de dos cajas registradoras, una de ellas procedente del piso superior donde se encuentra ubicado un pub, propiedad también de los mismos dueños. Aparte del dinero en metálico, según su propietaria, el botín se nutrió con productos tales como jamones, así como una gran cantidad de botellas sin estrenar. Los hechos han sido denunciados ante la Guardia Civil. A los robos acontecidos en este último mes se añade desde este pasado fin de semana una nueva preocupación para los guadalcanalenses, ya que varios han denunciado destrozos en sus vehículos. El más perjudicado de ellos encontró su coche en la mañana del domingo completamente rayado y con las cuatro ruedas pinchadas en la misma puerta de su casa. Ante esta situación, el alcalde, Jesús Manuel Martínez, no ve indicios de inseguridad en la población y confía «en la profesionalidad de la Guardia Civil y su buen hacer. Además, la Capitanía de Cazalla mantiene una muy buena relación con Guadalcanal y siempre está cubriendo con agentes suficientes nuestro pueblo».

  • 1