martes, 13 noviembre 2018
21:31
, última actualización
Local

Luzón abandona el Santander con una pensión de 56 millones

Acumula otros 10 millones en seguros y tiene derecho a un complemento de 2,85 por la jubilación.

el 19 ene 2012 / 20:40 h.

TAGS:

Nueva polémica en la banca española. El Banco Santander confirmó ayer la "renuncia voluntaria" de Francisco Luzón como consejero ejecutivo y responsable de la División América de la entidad, que será sustituido por Jesús Zabalza. La polémica surge de la pensión que recibirá el directivo, que será de al menos 56 millones, después de que percibiera una remuneración de 5,67 millones en 2010.

Luzón se incorporó al consejo del Santander en 1997 y ha sido reelegido en las juntas generales celebradas en los años 1999, 2001, 2004 y 2007. El hasta ahora miembro de la comisión ejecutiva e internacional del Santander percibió, además de una remuneración de 5,67 millones en 2010 y de una pensión de 55,9 millones, otros compromisos en materia de seguros cuyas primas son asumidas por el banco por importe de 9,9 millones de euros, según los informes anual y de auditoría de cuentas.

Además, tendrá derecho, en el momento de extinción de la relación con el banco, a pasar a la situación de prejubilación, devengando complemento de pensión. "A 31 de diciembre de 2010, este complemento sería de 2,85 millones de euros anuales", decía el banco en su informe anual.

La salida de Francisco Luzón ha causado sorpresa en el mundo financiero, ya que el directivo participaba de la gestión del Santander al más alto nivel, directamente bajo la dependencia de su presidente, Emilio Botín.

Asimismo, Luzón figuraba dentro de los planes de la entidad tanto para la sucesión de Botín como para la del consejero delegado, Alfredo Sáenz, según figura en el informe anual del Banco Santander correspondiente al ejercicio 2010.

Concretamente, Luzón se encontraba en los tres primeros puestos del orden de numeración de la entidad dentro de la planificación de la sucesión de los principales administradores con el objetivo de asegurar en todo momento una transición ordenada del liderazgo, según la documentación pública del Santander.

El nombre de Francisco Luzón también cobró fuerza en las quinielas de la prensa internacional como posible sustituto de Alfredo Sáenz durante la tramitación por parte del anterior Gobierno socialista de la petición de indulto solicitada por el número dos del Santander, tras la sentencia del Supremo que le condenó a tres meses de arresto e inhabilitación.

La relevancia de Luzón en el organigrama de la alta dirección del Santander queda patente en el enfoque progresivamente internacional del grupo en los últimos años a la luz del deterioro económico en España y de la pujanza de los mercados emergentes en que la entidad está presente. Nacido en 1948 en Cañavate (Cuenca) y licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales, Francisco Luzón ha sido presidente de Argentaria y vocal del consejo de administración de BBVA. Asimismo, es consejero externo de Inditex, vicepresidente mundial de Universia y vicepresidente segundo del Real Patronato de la Biblioteca Nacional.

La reacción por parte de los sindicatos no se hizo esperar. El secretario general de la federación bancaria de CCOO (Comfia), José María Martínez, reprochó a las entidades financieras que mientras "maltratan" a la plantilla intentando imponer una "congelación total" en los salarios, pagan indemnizaciones "repugnantes" a los altos directivos.

  • 1