miércoles, 12 diciembre 2018
03:42
, última actualización

Mojados y también solidarios en Alcalá del Río

Más de 200 niños y jóvenes pertencientes a la hermandad de la Soledad de Alcalá del Río participan en una Fiesta del Agua para concienciar sobre la esclerosis lateral amiotrófica

Los niños y jóvenes de la hermandad de la Soledad de Alcalá del Río han tenido una divertida cita. Han celebrado la Fiesta del Agua, una actividad en la que se suceden juegos, dinámicas y gymkhanas con el agua como protagonista principal. Esta propuesta, organizada por la Juventud Cofrade y el grupo de monitores de las Colonias, no pasaría más allá de lo rutinario en la vida de hermandad de no ser porque sus participantes han querido que este evento quedara remarcado por un fin solidario. Los más de 200 participantes de la actividad – niños, niñas y jóvenes de entre 3 y 17 años, organizadores y colaboradores – decidieron concluir la fiesta mojándose por la esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Armados con cubos, baldes y todo tipo de recipientes, la actividad finalizó grabando el reto del cubo helado –ice bucket challenge, como se está conociendo en las redes sociales – . Además de mojarse, se realizará un ingreso de 200 para la investigación y apoyo de afectados por la ELA, fruto de la simbólica aportación de un euro de cada participante. Y siguiendo la tónica habitual, en el vídeo que van a colgar en las redes sociales se reta a continuar esta cadena de solidaridad a Víctor García-Rayo y los colaboradores del programa La Pasión de El Correo Televisión, así como a los grupos jóvenes del Carmen del Santo Ángel de Sevilla y la Divina Pastora de Cantillana.En la hermandad de la Soledad cumplir este reto no se entiende como una moda. Los soleanos están muy solidarizados con los afectados por esta rara enfermedad. Se cumple ahora un año del fallecimiento de Antonio David Montaño, segundo tesorero de la Hermandad, afectado de ELA. Su entereza y fortaleza calaron entre los soleanos y alcalareños, por lo que fue muy lamentada su pérdida. Como homenaje, sus amigos organizaron a través de la Hermandad un certamen de bandas el pasado mes de febrero, en el que participaron las más destacadas formaciones del ámbito musical cofrade. La recaudación íntegra, 26.737 euros, fue entregada a la Asociación ELA Andalucía el pasado Viernes de Dolores, en el transcurso de la función principal que celebra la corporación, donde además se concedió homenaje a título póstumo a Montaño. La organización ha destinado la aportación a sufragar fisioterapia domiciliaria a los enfermos de ELA en toda Andalucía, terapias que no cubre la Seguridad Social. El recuerdo de Montaño sigue presente, por lo que los pequeños y jóvenes soleanos han querido aprovechar esta oportunidad para fomentar la solidaridad hacia los afectados y para que esta enfermedad y sus consecuencias sean conocidas. La ELA es una enfermedad degenerativa que provoca la atrofia progresiva de los músculos. Es irreversible y sin cura, pero con iniciativas como esta se apoya a las organizaciones que trabajan para mejorar la calidad de vida de los afectados.

  • 1