sábado, 19 enero 2019
21:49
, última actualización
Deportes

Orbán estropea el debut del Sevilla

En una primera parte complicada, el conjunto de Unai Emery se puso primero por delante con gol de Aleix Vidal. (Vídeo)

el 23 ago 2014 / 23:18 h.

Grzegorz Krychowiak, anima a la afición. Foto: EFE Grzegorz Krychowiak, anima a la afición. Foto: EFE El Sevilla desperdició anoche la oportunidad de tranquilizar del todo las revueltas aguas en las que se está moviendo en el tramo final del verano. En un partido muy disputado ante un igual, los de Emery tiraron dos puntos a falta de pocos minutos para el final del partido. Un gol de Lucas Orbán en el 88’ permitió a un Valencia con diez irse de Nervión con buen sabor de boca y con un punto que celebró victoriosamente. Y de paso, dejar al Sevilla con la miel en los labios, la cual apareció gracias a una buena segunda parte estropeada por falta de concentración cuando jugaba con uno más y era superior físicamente a los de Nuno. Fue un duro golpe para un Sevilla en plena reconstrucción, ya que echó en falta al apartado Fazio y a un Banega físicamente aún no apto para conducir al equipo. La falta de fútbol en el centro del campo se veía venir nada más comprobar la alineación: jugaba Iborra y no el argentino. La distribución y la articulación del juego ofensivo brilló por su ausencia de forma alarmante en los primeros 45 minutos. Nuno, que no es tonto y ha tenido a Banega apartado en Paterna hasta hace unos días, mandó a los suyos a apretar la salida de balón sevillista. Ahí podía hacer sangre el Valencia. Y lo consiguió mientras temblaba la defensa nervionense y hasta que le duró la gasolina a Piatti, Parejo y Alcácer. Los continuos pelotazos de Pareja convirtieron cada jugada del Sevilla en un entrenamiento de fútbol americano, para desesperación de la grada. Por supuesto ni una vez sirvió para crearle problemas a Diego Alves, que sólo tuvo que hacer dos intervenciones en la primera mitad: pararle el primer disparo a Aleix y recoger el balón de la red tras segundo remate del de Tarragona. Minuto 44, por cierto. El gol llegó tras una genial combinación entre Vitolo, Bacca y el catalán. El pase en profundidad del canario fue optimizado por un movimiento fantástico del colombiano, que dejó solo a Aleix. http://www.dailymotion.com/video/x24f7oa_ Más información en la edición impresa de El Decano Deportivo.

  • 1