viernes, 19 abril 2019
01:26
, última actualización
Local

Sólo cuatro de cada diez despedidos de Delphi saldrán del paro

Sólo 600 de los 1.550 trabajadores afectados por el cierre de la multinacional Delphi tienen a día de hoy garantizado un puesto de trabajo en las empresas que han llegado a acuerdos con el Gobierno andaluz dentro del plan de recolocación.

el 15 sep 2009 / 19:56 h.

TAGS:

Sólo 600 de los 1.550 trabajadores afectados por el cierre de la multinacional Delphi tienen a día de hoy garantizado un puesto de trabajo en las empresas que han llegado a acuerdos con el Gobierno andaluz dentro del plan de recolocación. Es la cifra de empleos asegurados para el año 2009 que se dio a conocer ayer en la comisión de seguimiento formada por la Junta y los sindicatos, aunque ambas partes aspiran a ampliar el número.

Ni los políticos ni los representantes sindicales niegan que esta crisis está afectando a las medidas que se están desarrollando para la incorporación de estos trabajadores al mercado laboral. Es el caso de Zahav Motor, la compañía fabricante de todoterrenos, que pospondrá su proyecto de creación de una planta en la Bahía de Cádiz en la que aspira a crear 540 empleos directos. La Consejería de Innovación confirmó que debido a la difícil situación que atraviesa el sector de automoción los plazos se verán retrasados.

Prejubilaciones. Los más perjudicados por esta coyuntura económica son los empleados de mayor edad, por lo que UGT y CCOO pidieron ayer que se rebaje la edad de los prejubilados a los 50 años porque, según el representante de Comisiones, Enrique Jiménez, "todo el proceso de recolocaciones se está ralentizando un poco con la situación de crisis generalizada". Hasta ahora se han acogido a esta medida 120 operarios que tenían de 53 años en adelante. Formaban parte de la lista de 1.900 trabajadores que ha ido reduciéndose, ya que también se han restado unas 180 personas que han encontrado empleo por su cuenta y otras que se han desvinculado de forma voluntaria.

La Comisión de Seguimiento de los asuntos de Delphi -integrada por la Junta y los sindicatos CCOO, UGT, CGT y USO- mantuvo ayer una reunión en Sevilla en la que se firmó el VIII protocolo de colaboración, a lo que se negó la CGT. El representante de la CGT aseguró que han salido del encuentro "totalmente decepcionados" porque esperaban algo "más concreto y contundente" por parte de la Junta. La comisión ha quedado emplazada a una nueva reunión la segunda semana de enero, en la que se concretarán los incentivos para el autoempleo, la posibilidad de bajas incentivadas y la ampliación de medidas sociolaborales.

  • 1